Nacionales

Con escraches y pedido de expulsión, acorralan a Carlos Portillo y a Víctor Bogado

Un grupo de ciudadanos volvió a escrachar en la tarde noche de este martes al diputado liberal Carlos Portillo y al senador colorado Víctor Bogado. Horas antes, los manifestantes habían presentado el pedido de pérdida de investidura de ambos políticos en el Congreso Nacional.

Las personas que participaron de los escraches se congregaron en la plaza Uruguaya de Asunción y luego se dirigieron hasta la residencia de Carlos Portillo y de la mamá de Víctor Bogado, respectivamente, con vuvuzelas, petardos, pasacalles, pancartas y un ataúd, el cual ya apareció cuando se manifestaban contra el ex senador Óscar González Daher.

Los ciudadanos cambiaron el lugar de la protesta contra Portillo y se trasladaron hasta la zona de una vivienda sobre la calle Pitiantuta, entre San Antonio y Florida, cerca de la avenida General Santos; mientras que escracharon a Bogado frente a la casa de su mamá, ubicada sobre las calles 24 proyectadas e Independencia Nacional, en el barrio Tacumbú.

Leé más: Suman escraches a Carlos Portillo e inician protestas contra Víctor Bogado

Al mismo tiempo en que se hacía la manifestación contra el senador de la Asociación Nacional Republicana (ANR), se volvió a juntar un grupo de personas, por segundo día consecutivo, frente a su departamento, sobre las calles Granada y Venezuela, para defender al legislador y expresar su disconformidad con la opción de que presente su renuncia.

manifestación contra Carlos Portillo y Víctor Bogado
Los manifestantes escracharon a Víctor Bogado y a Carlos Portillo.

En contacto con Última Hora, una de las coordinadoras de la Comisión Escrache Ciudadano, Aidé Vera, contó que este martes cumplieron cinco días de escraches a Portillo y dos a Bogado, y que en horas de la mañana presentaron el pedido de pérdida de investidura de ambos políticos.

Entérese más: Oficializan pedido de expulsión de Carlos Portillo y Víctor Bogado

Afirmó que el pedido de expulsión del diputado Portillo, del Partido Liberal Radical Auténtico (PLRA), podría tener una salida más rápida, debido a que se encuentra investigado por la Justicia por tráfico de influencia y sus propios correligionarios, como así también el presidente de su partido, Efraín Alegre, consideran que no puede continuar.

El legislador liberal fue imputado por la Fiscalía por los delitos de tráfico de influencia, cohecho pasivo agravado, soborno y asociación criminal, por un audio filtrado en el que prometía interceder ante la Justicia a favor de una contadora procesada, a cambio de USD. 3.000.

Por otra parte, explicó que el senador Bogado no está imputado por tráfico de influencia, pero que su caso lleva ya varios años sin llegar siquiera a la audiencia preliminar y que sus abogados nunca fueron apercibidos por chicanear el proceso, lo que les llama la atención.

El parlamentario colorado se encuentra procesado por el Ministerio Público por -en su época de presidente de Diputados- haber comisionado a la Itaipú Binacional a Gabriela Quintana, conocida como la "niñera de oro", con un jugoso salario, además del que ya tenía en la Cámara Baja. La misma habría llegado a cobrar poco más de G. 70 millones de forma ilegal.

La presión ciudadana ya tumbó al ex diputado José María Ibáñez y al ex senador Óscar González Daher, ambos de la ANR. Además, motivó a que, este lunes, Jorge Oviedo Matto presente su renuncia a la Cámara Alta.

Dejá tu comentario