Nacionales

EPP: Iglesia sin éxito en intermediación por secuestrados

La Diócesis de Concepción informó que tras cuatro meses de trabajo no se ha podido dar con información certera sobre los secuestrados por el EPP.

El obispo de la Diócesis de Concepción, monseñor Miguel Ángel Cabello, habló en conferencia de prensa e informó que no se cuenta con datos certeros sobre el paradero de Edelio Morínigo, Félix Urbieta y Óscar Denis, quienes fueron secuestrados por el EPP.

“Durante estos cuatro meses algunos sacerdotes, laicos y agentes de la Pastoral Social han recorrido los departamentos de Concepción, Amambay y San Pedro visitando los lugares más recónditos, a personas y familias que han ofrecido cooperación con el fin de obtener información”, explicó Cabello.

Asimismo, mencionó que los representantes de la Iglesia Católica visitaron a los familiares de las personas involucradas en el autodenominado Ejército del Pueblo Paraguayo (EPP), según informó el corresponsal Justiniano Riveros. Dijo que “algunos han recibido a los enviados y otros se han negado al diálogo”.

“Dicho esto, debemos informar que carecemos de informaciones que indiquen el paradero de nuestros hermanos Edelio Morínigo, Félix Urbieta y Óscar Denis, pese a la intensa búsqueda y al sinnúmero de datos, no se han recibido informaciones certeras”, expresó el obispo.

Relacionado: Avanzan conversaciones para intermediación de la Iglesia en busca de datos sobre secuestrados

Miguel Ángel Cabello aseguró que a pesar de no tener los resultados esperados, “esto no los desanima y estarán en vigilia permanente”. “Instamos a las personas que tengan informaciones a que den noticias sobre ellos”, apeló.

“Reiteramos a las personas que tienen cautivas por la fuerza a estos prójimos que de inmediato los devuelvan al seno de sus hogares, les proporcionen asistencia médica, indiquen su paradero o el lugar en donde posan sus restos para darles cristiano descanso”, dijo el monseñor.

En el mismo sentido, el sacerdote pidió a las sociedad cooperar para la restitución de la “paz y reconciliación” en el Norte del país.

Por su parte, el padre Pablo Cáceres, quien estuvo liderando la intermediación, explicó que se reunió en prisión con Carmen Villalba y Alcides Oviedo, quienes se negaron a dar información sobre los secuestrados.

"Hablé con Alcides Oviedo y Carmen Villalba, con ella tuvimos algunas diferencias ideológicas porque acusa a la Iglesia de sostener el sistema que ellos desean combatir. No hemos hablado con la gente que está en la clandestinidad, pero sí con personas que forman parte de la logística. Recorrimos varias zonas inhóspitas durante ocho días", dijo.

Lea más: Ante pedido de familiares de secuestrado, Iglesia está dispuesta a intermediar

El sacerdote denunció, además, que durante su recorrido pudo percatarse de la situación desesperante por la que atraviesan muchas familias y sugirió que la Iglesia realice trabajos permanentes en la zona. Asimismo, dijo que los familiares de los implicados en el EPP están en contra de la violencia.

La Iglesia Católica realizó la intermediación y búsqueda de información sobre los secuestrados por pedido de la familia del ex vicepresidente de la República, Óscar Denis, quien fue secuestrado siete meses atrás por el EPP.

El suboficial de la Policía Nacional Edelio Morínigo fue secuestrado el 5 de julio del 2014, mientras que el ganadero Félix Urbieta está desaparecido desde el 12 de octubre de 2016.

Dejá tu comentario