14 jun. 2024

Puerto Pinasco: Después de 40 años, comunidad teme quedar sin tierras

Familias de la comunidad de Domingo Savio, en Puerto Pinasco, Departamento de Presidente Hayes, mantienen un litigio con una empresa uruguaya por las tierras que ocupan hace ya cuatro décadas.

Puerto Pinasco.jpeg

Los vecinos piden que alguna autoridad nacional se interese por el problema que afrontan.

Foto: Alcides Manena.

Los vecinos de la comunidad Domingo Savio, conocida también como Tres Ramales, mantienen un litigio con una empresa uruguaya, que ganó un juicio de interdicto, para detener el caso en el Juzgado de Primera Instancia, en Presidente Hayes.

Son 17 las familias que ocupan el predio de 3.000 hectáreas y temen perder sus viviendas, ya que la firma uruguaya Cattler Trading Corporation SA, cuyo principal rubro es la ganadería, puso guardias de seguridad en el sitio.

Según los vecinos, son amedrentados con disparos de armas de fuego al aire, que asustan a los niños.

Las parcelas pertenecían a unos ciudadanos belgas que luego retornaron a su país y les permitieron el usufructo de la tierra, donde vivieron tranquilos por mucho tiempo.

Después de un tiempo, apareció como dueño el ex senador del Partido Liberal Modesto Guggiari y comenzó la pesadilla.

Las familias tienen dudas de cómo Guggiari logró adquirir el inmueble, que tiempo después lo vendió a la firma uruguaya.

Comenzaron una acción judicial donde perdieron el juicio de interdicto que plantearon ante el Juzgado de Primera Instancia. Ahora volvieron a apelar y están pendientes de un resultado en segunda instancia.

Denuncian que la empresa tala los árboles del monte que ellos cuidaban, destrozan sus alambrados y sacan sus pocos ganados a la calle, que se van perdiendo de a poco ya que no logran arrearlos y además son víctimas de abigeos.

Los humildes pobladores nunca hicieron denuncia de los atropellos que sufrieron ya que no saben dónde recurrir. Si pierden en los estrados judiciales corren el riesgo de perder sus casas, plantaciones y ganado, que es el sustento diario para ellos.

En la aldea cuentan con una escuelita y una capilla. Además, tienen un precario servicio de energía eléctrica, no tienen agua potable y consumen el vital líquido de un tajamar.

Si alguien de la comunidad se enferma, el único hospital cercano es Puerto Pinasco, que serían unos 28 kilómetros de caminos en mal estado. Hasta la localidad, actualmente, solo se llega por vía fluvial. Si el caso es más grave, es derivado a Concepción o Asunción.

Los vecinos piden que alguna autoridad nacional se interese por el problema que afrontan solitariamente.

Más contenido de esta sección
El tribunal de apelación penal anuló este viernes la acusación fiscal sobre el caso conocido como “tapabocas de oro” en la Dinac durante la pandemia del Covid-19. Se dispuso el sobreseimiento de todos los procesados.
La abogada Cecilia Pérez conversó y analizó, desde una visión legal, la divulgación de un video de personas teniendo sexo en el parque Ñu Guasu, así como las convocatorias para hacer cruising.
Hombres fuertemente armados asaltaron un casino ubicado sobre la avenida San Martín, en Asunción. Según los datos preliminares, se habrían llevado un millonario botín.
Tras una investigación, agentes de la Secretaría Nacional Antidrogas (Senad) detuvieron a un hombre que estaría ligado al Clan Rotela, en una vivienda del barrio San Pablo de Asunción. Los intervinientes hallaron cocaína y crack listos para la venta a microtraficantes de la zona.
Un bebé pasó por un cierre de ductus, una compleja intervención quirúrgica del corazón, en el Hospital General de Luque. Esta es una de las noticias positivas de la semana.
La Policía Nacional reportó la muerte de un ciclista que circulaba sobre la ruta PY02 en Ypacaraí tras ser arrollado por un automovilista. Bomberos voluntarios intentaron socorrerlo, pero no pudieron salvarle la vida.