Nacionales

Facturas falsas: Tras ser sobreseídos, periodistas brindan su versión

Los periodistas Yolanda Park y Jorge "Chipi" Vera brindaron este lunes su versión en el caso de las facturas falsas responsabilizando a su estudio contable. Los mismos fueron sobreseídos en la fecha y contaron con una salida procesal que consistió en la donación de una ambulancia para el Hospital Distrital de Eusebio Ayala.

Tras ser sobreseídos este lunes, los periodistas Yolanda Park y su pareja, Jorge Chipi Vera, realizaron su descargo cada uno a través de sus redes sociales. En la causa, ambos comunicadores, además de Carlos Troche, fueron beneficiados con el criterio de oportunidad.

“Hacemos nuestro descargo ahora que fuimos sobreseídos de la causa y en honor a las personas que aguardaban nuestra versión”, iniciaban en el escrito de descargo que firmaron como Yota & Chipi.

https://twitter.com/yolandapark1/status/1445188883117903879

Relataron que en febrero pasado les llegó una notificación de la Subsecretaría de Estado de Tributación (SET), donde se les informaba de algunas inconsistencias en sus legajos y que, cuando realizaron la revisión, se percataron de que se declaraban facturas que no tenían en su poder. “O sea, no solo desconocíamos esas facturas, sino que ni siquiera estaban ni estuvieron en nuestros archivos de forma física”, aseguraron.

Puede leer: Facturas falsas: periodistas donan ambulancia como reparación del daño

Continúan relatando que, posteriormente, llamaron al estudio contable y ordenaron la rectificación. “Pagamos al día siguiente lo que correspondía con intereses y a la semana una multa del 100%”, indicaron.

Además, señalaron que el estudio contable realizó una auditoría interna que concluyó en la denuncia penal a las personas que manejaban sus cuentas, así como de otros clientes afectados.

“Como muchos de ustedes, somos incapaces de manejar nuestra contabilidad y lo único que hacemos cada fin de mes es enviar nuestras facturas de compras al estudio contable y ellos nos dicen cuánto hay que pagar”, afirmaron, agregando que dichas facturas correspondían a largos periodos, por lo que sus pagos mensuales no variaban de lo habitual y no eran anormales a simple vista.

Aclararon, asimismo, que si se hicieron cargo pese a no ser responsables es debido a que la declaración jurada es personal y no se puede argumentar desconocimiento ante la SET.

“Compartimos nuestra experiencia porque le puede ocurrir a cualquiera que no tenga su PIN a mano, que no maneje el sistema Marangatú o no tenga suficiente educación tributaria. Asumimos nuestra ignorancia en ese sentido y por eso dejamos el 100% en manos del estudio contable”, señalaban los comunicadores en su escrito.

Por último, dieron a conocer que, en familia, tomaron la decisión de cerrar sus redes sociales. “Hoy ya finalizado el caso, sentimos que necesitamos protegernos nosotros y a nuestros hijos. Necesitamos sanar y hacernos fuertes de nuevo, pero desde adentro. Gracias por leernos”, finalizaba el descargo.

Dejá tu comentario