28 may. 2024

Intendente de Casado es condenado a pagar una multa por difamar

27626211

Inédito. Adorno (i) apelará la condena que sienta un precedente.

GENTILEZA

El Juzgado de Primera Instancia de Puerto Casado, circunscripción judicial de Alto Paraguay, condenó al jefe comunal de esa ciudad, Hilario Adorno (ANR), al pago de una multa en un caso por difamación y calumnia.

La sentencia tuvo lugar el pasado miércoles en el marco de un juicio oral y público por una querella entablada por Diego Puente Yugovich, directivo de la firma Atenil SA.

El expediente llegó a tribunales por diversos comentarios vertidos por el intendente Adorno en medio de comunicación digital de la capital, en contra de Yugovich. El querellante acusó daños a su imagen, conforme a la demanda judicial.

El juicio se consumó en un día, arrancó a las 08:00 y terminó con la lectura de sentencia a las 22:00.

Adorno resultó condenado por el tribunal de sentencia, presidido por la jueza Liz María Cañete, quien resolvió una multa de 360 jornales, equivalente a G. 37.12.760, que el querellado deberá abonar en el plazo de 90 días.

La querella, no obstante, había solicitado una pena de poco más de dos años de cárcel y un resarcimiento por valor de G. 5.000 millones. Si bien no prosperó este planteamiento, dicha sentencia por difamación y calumnia sienta un precedente; pues, es la primera vez que una autoridad del distrito de Casado recibe una condena de este tipo.

En efecto, antes de que se realice este juicio oral y público hubo varias suspensiones, a instancias del querellado, quien adujo razones de salud para evitar la audiencia.

Ahora los representantes legales del condenado anuncian que presentarán un recurso de apelación para evitar el pago de la multa.

Más contenido de esta sección
Con el mismo se tendrá una vista panorámica de los Hitos de las tres fronteras, Paraguay, Argentina y Brasil, los caudalosos ríos Iguazú y Paraná, así como el Puente de la Integración.
Echando mano a su talento y con apoyo de donativos, un grupo de amas de casa misioneras crean deliciosas gastronómicas para desayunar, merendar o como postre.
Vienen de otros distritos del interior de Alto Paraná, y mayormente de otros departamentos. Van y vienen constantemente a Presidente Franco, lo que dificulta realizar un trabajo de seguimiento.