04 mar. 2024

Hijo del fallecido senador OGD sigue gozando de impunidad

Concejal. Óscar Rubén González Chaves y su padre, el fallecido Óscar González Daher..jpg

Concejal. Óscar Rubén González Chaves y su padre, el fallecido Óscar González Daher.

El hijo del fallecido ex senador colorado Óscar González Daher, Óscar Rubén González Chaves, sigue gozando de impunidad, pese a que su sentencia de 8 años de cárcel por los hechos punibles de enriquecimiento ilícito, declaración falsa y lavado de dinero ya haya sido confirmada en segunda instancia el pasado mes de febrero, por un Tribunal de Apelaciones.

Desde entonces, la causa quedó pendiente de que la máxima instancia judicial, la Corte Suprema de Justicia (CSJ), resuelva si la pena queda firme a fin de que sea ejecutoriada.

El Tribunal de Apelación, integrado por Pedro Mayor Martínez, Gustavo Santander y Bibiana Benítez, confirmó la sentencia de ocho años de cárcel contra Óscar Rubén, además del comiso de más de G. 29.000 millones y la prohibición de ejercer cargos públicos por un periodo de siete años.

Actualmente, González Chaves es miembro de la Junta Municipal de la ciudad de Luque, ocupando una banca como concejal, por lo que el hombre, al confirmarse su pena debería perder automáticamente su cargo en la Comuna luqueña.

En la causa, el Tribunal de Apelación también resolvió el comiso especial de bienes de Óscar González Daher por un valor de G. 5.903.362.496.

El Tribunal también declaró extintas las causas penales contra el ex senador por su fallecimiento, en el caso de las condenas, pero aún sigue en trámite el proceso de decomiso, ya que los herederos podrían presentar un recurso contra la medida e ir hasta la Corte Suprema de Justicia.

De igual manera, la pena de 8 años contra su hijo, Rubén González Chaves, concejal de la ciudad de Luque, aún no queda firme.

Condena. Tras un juicio oral y público que duró más de seis meses, en agosto del año pasado, el Tribunal de Sentencia integrado por los jueces Yolanda Portillo, Yolanda Morel y Jesús Riera resolvieron condenar a Óscar y a su hijo a 7 años y a 8 años de cárcel, respectivamente. Además, fueron inhabilitados para ejercer cargos públicos por 7 años.

Esto recién regiría una vez cumplida la condena en prisión, ya que los magistrados decidieron mantener las medidas cautelares contra los condenados decretadas por el juez Humberto Otazú, hasta tanto quede firme la sentencia. La Fiscalía había solicitado la pena de 10 años para padre e hijo durante el juicio oral y público.

Más contenido de esta sección
Las ventas al público en los comercios pyme de Argentina cayeron un 25,5% interanual en febrero pasado, golpeadas por la pérdida de poder adquisitivo de los consumidores a causa de la elevadísima inflación, y acumulan un declive del 27% en el primer bimestre del año, según un informe sectorial difundido este domingo.
El mandatario decidió crear el fondo nacional de alimentación escolar esperando un apoyo total, pues quién se animaría a rechazar un plato de comida para el 100% de los niños escolarizados en el país durante todo el año.
Un gran alivio produjo en los usuarios la noticia de la rescisión del contrato con la empresa Parxin y que inmediatamente se iniciaría el proceso de término de la concesión del estacionamiento tarifado en la ciudad de Asunción. La suspensión no debe ser un elemento de distracción, que nos lleve a olvidar la vergonzosa improvisación con la que se administra la capital; así como tampoco el hecho de que la administración municipal carece de un plan para resolver el tránsito y para dar alternativas de movilidad para la ciudadanía.
Sin educación no habrá un Paraguay con desarrollo, bienestar e igualdad. Por esto, cuando se reclama y exige transparencia absoluta en la gestión de los recursos para la educación, como es el caso de los fondos que provienen de la compensación por la cesión de energía de Itaipú, se trata de una legítima preocupación. Después de más de una década los resultados de la administración del Fonacide son negativos, así como también resalta en esta línea la falta de confianza de la ciudadanía respecto a la gestión de los millonarios recursos.
En el Paraguay, pareciera que los tribunales de sentencia tienen prohibido absolver a los acusados, por lo menos en algunos casos mediáticos. Y, si acaso algunos jueces tienen la osadía de hacerlo, la misma Corte Suprema los manda al frezzer, sacándolos de los juicios más sonados.
Con la impunidad de siempre, de toda la vida, el senador colorado en situación de retiro, Kalé Galaverna dijo el otro día: “Si los políticos no conseguimos cargos para familiares o amigos, somos considerados inútiles. En mi vida política, he conseguido unos cinco mil a seis mil cargos en el Estado...”. El político había justificado así la cuestión del nepotismo, el tema del momento.