Nacionales

Yshir: Denuncian inacción del Estado para proteger tierras ancestrales

La Unión de Comunidades Indígenas de la Nación Yshir (Uciny) denuncia la inacción del Estado paraguayo ante la violación de sus derechos territoriales en la zona de Puerto Diana, en Bahía Negra, Departamento de Alto Paraguay.

Los nativos de esta comunidad exigen la protección de parte de las 2.345 hectáreas de tierras ancestrales ubicadas en el Chaco paraguayo, ante la creciente deforestación en Puerto Diana, Bahía Negra.

La comunidad del pueblo Yshir Ybytoso señala que la tala de árboles se realizó a los efectos de abrir un camino privado, violando normas ambientales.

Lea más: Parte de comunidad indígena Karcha Bahlut está bajo agua

Según la denuncia, varias instituciones, entre ellas, el Instituto Paraguayo del Indígena (INDI), la Secretaría del Ambiente (Seam), el Ministerio Público, la Municipalidad de Bahía Negra, la Comandancia de la Policía Nacional y la Gobernación de Alto Paraguay, se comprometieron a intervenir en el hecho, pero ni siquiera hubo una constitución in situ.

Los yshir lamentan que con este actuar del Estado “se profundiza la discriminación estructural no solo hacia el Pueblo Yshir Ybytoso sino hacia todos y cada uno de los Pueblos Indígenas del Paraguay, principalmente, cuando se anteponen intereses, incluidas violaciones a la ley, por parte de actores del agro-negocio”.

Para empeorar la situación, los nativos informaron que los empresarios ganaderos de la zona colocaron un portón en la entrada del camino hacia la comunidad.

Relacionado: Yshir, orgullosos de su primera abogada

La comunidad Puerto Diana hizo una nueva denuncia en la Comisaría Jurisdiccional de Bahía Negra, el 10 de julio de 2018.

Los nativos señalan que hacen responsables “a quienes encabezan las instituciones del Estado paraguayo de las consecuencias que pueden surgir a raíz de esta omisión”.

La lucha de los indígenas de la nación Yshir por la protección y recuperación de sus tierras ancestrales lleva años sin que el Estado dé una respuesta efectiva.

Hablan de violencia y piden mensura

Blanca Benítez, una de las personas denunciadas por los nativos, manifestó que en el lugar se sitúa una propiedad de su padre. La mujer explicó que en la zona hay una colonia y varios propietarios, quienes decidieron limpiar un camino que figura en los planos del Indert.

La mujer pidió que se realice una mensura judicial para determinar si existe alguna responsabilidad, ya que hay muchos casos de doble titulación.

“Lo que esperamos es que se lleve la mensura judicial. Los propietarios y colonos también denunciamos hechos de violencia. El que ellos (los nativos) llaman portón se colocó sin candado para evitar que los animales destruyan el camino. Si se tocó su propiedad se debe resarcir los daños, pero esto debe hacerse de forma correcta”, dijo a Última Hora.

Benítez señaló que con motosierras y armas de fuego los nativos fueron a destruir las estructuras colocadas por los propietarios, que también efectuaron una denuncia en la sede policial.

Dejá tu comentario