Nacionales

Red de estafadores operaba a través de Facebook, señala fiscala  

La agente fiscal Carmen Palazón advirtió que la red de estafadores que operaba en el penal de Itapúa utilizaba perfiles falsos en Facebook y se hacían pasar por vendedores de repuestos para lograr engañar a sus víctimas.  

La agente del Ministerio Público Carmen Palazón advirtió que la red de estafadores que fue desbaratada en la Penitenciaría Regional de Itapúa usaba perfiles falsos de Facebook y se hacían pasar por vendedores de motores y repuestos de vehículos.

La posibilidad de hacer cualquier tipo de compras y las numerosas ofertas que se presentan en las redes sociales, ya sea Facebook o Instagram, atrae a muchos consumidores de servicios o productos, pero también se puede caer en manos de estafadores.

“En una página de Facebook se hacían pasar por una casa de repuestos y la gente compraba en línea. Él mandaba fotos y hasta daba consejos porque entendía de todo esto, entonces, la gente creía que estaba hablando con una casa de repuestos", explicó la fiscala en contacto con radio Monumental 1080 AM.

Lea más: Desbaratan red de estafadores que operaba en penal de Itapúa

Este miércoles quedó detenido el director del Centro Educativo del penal, Hugo Daniel Ramírez Farías, y el otro implicado es Ricardo Herminio García, quien guarda reclusión en el mismo penal por el hecho de abuso sexual.

“Esto requirió un trabajo de inteligencia de la Policía Nacional y que coincidían con tres causas que ya tiene el Ministerio Público”, prosiguió y agregó que lograron incautar 12 teléfonos, chips de celulares, notebook y pendrives que serán analizados.

Además, manifestó que Ramírez Farías era el encargado de cobrar el dinero. “Él reconoció que sacaba el dinero, pero dijo que era para hacerle un favor a un recluso. Todo se va a dilucidar cuando se analicen los elementos incautados”, subrayó.

Los intervinientes también encontraron alrededor de G. 26 millones en la casa del director del penal.

Palazón mencionó que este operativo lleva aproximadamente un año de investigación, donde se analizaron todos los datos, se realizaron cruces de llamadas y se dio seguimiento al retiro de dinero. "Todo apuntaba a un esquema de extorsionadores que operaba desde el penal", afirmó.

Dejá tu comentario