Nacionales

Fiscalía libera a policías acusados de extorsión y abuso sexual

La Fiscalía ordenó este viernes la libertad de tres policías denunciados por un caso de extorsión y abuso sexual en la ciudad de San Lorenzo. La víctima se desdijo de la acusación.

El fiscal Cristian Roig explicó que ordenó la liberación de los uniformados porque la joven de 20 años que en principio radicó la denuncia, acudió esta tarde a la sede del Ministerio Público para retractarse de su versión.

No obstante, el agente aclaró que las diligencias dentro de la investigación por coacción y extorsión continúan.

Leé más: Policía detenido por supuesta extorsión y abuso sexual

El hecho se registró en la noche del jueves en la vía pública, en la ciudad de San Lorenzo, cuando una pareja que circulaba en motocicleta fue retenida por policías de la Comisaría Central de San Lorenzo, el oficial inspector Ariel Quintana y los suboficiales Jorge Almada y Reinaldo López.

El conductor no contaba con registro de conducir, por lo que, según la denuncia, fue en busca de dinero que le exigieron los policías. Un cuarto policía, según el joven, también le pidió dinero. La pareja declaró además que los uniformados le amenazaron con plantar droga.

La novia del conductor bajó de la motocicleta y fue llevada por el oficial inspector Ariel Quintana a un motel de San Lorenzo, donde la habría sometido sexualmente.

El fiscal relató a la 1020 AM que en la madrugada de este viernes, la mujer fue atendida en el Hospital de Trauma, donde se constató que tuvo contacto sexual reciente, pero sin lesiones. Inmediatamente, se ordenó la detención de los tres uniformados en la Comisaría 24ª de San Antonio, y esta mañana se abstuvieron de declarar.

Ya en la tarde, la joven compareció por segunda vez y dijo que nunca ocurrieron esos hechos y que tuvo relaciones sexuales voluntariamente. Sin embargo, el fiscal no descartó que pudiera estar mintiendo, por lo que seguirán las averiguaciones.

El agente mencionó que si encuentran elementos, los policías serán imputados. Además, quedan pendientes análisis de muestras y un estudio psicológico de la víctima, también los videos del circuito cerrado.

Otro hecho destacado por Roig fue que en esa zona donde ocurrió el hecho, es recurrente que las víctimas se desdigan de sus denuncias.

Dejá tu comentario