Economía

Unas 842.000 personas trabajan sin seguro social

La inscripción al IPS es obligatoria según el Decreto-Ley 1860/1950. La multa a la que se expone la patronal es de G. 3.390.468 por cada trabajador en situación irregular.

El cruzamiento de los datos del Instituto de Previsión Social (IPS) con los de la Dirección General de Estadística, Encuesta y Censo (Dgeec) arroja una informalidad laboral del 47%. Esto significa que unas 842.000 personas están trabajando actualmente de manera dependiente pero sin estar inscriptas en el IPS.

Para confirmar esto, Última Hora –mediante el asesoramiento de la Dirección de Aporte Obrero Patronal (DAOP)- analizó la cantidad total de obreros del sector privado y la del trabajador doméstico; con la cantidad total de aportantes del IPS (descontando al grupo de jubilados, que también son identificados por el IPS como aportante).

El informe de la Dgeec señala que al cierre de setiembre se contabilizó 1.320.827 obreros privados, y 270.246 trabajadores domésticos, sumando de esa manera un total de 1.591.073 personas que deberían estar inscriptas en el IPS y contar con un seguro social. En tanto, los datos del IPS revelan que a setiembre del 2019 se registró un total de 809.391 aportantes, de los cuales, 60.396 son jubilados, quedando de esa manera una cantidad total de 748.995 activos aportantes del IPS.

Desde la DAOP aclararon que la responsabilidad de la inscripción de la empresa y la entrada de los trabajadores al IPS recae directamente sobre el patrón, no así sobre el trabajador.

Explicaron que la exigencia de inscribir la empresa y al trabajador al IPS está establecida en el Decreto-Ley 1860/1950, que en su Artículo 2º establece que “es obligatorio asegurar en el Instituto a todo trabajador asalariado que preste servicios o ejecute una obra en virtud de un contrato de trabajo, escrito o verbal cualquiera que sea su edad o el monto de la remuneración que reciba, como también a los trabajadores aprendices que no reciben salario”.

Multa. La multa a la que se exponen actualmente aquellas empresas por no inscribir a sus funcionarios a la previsional es de G. 3.390.468 por cada obrero en estado irregular. A esto se debe sumar la obligación de transferir al IPS el monto total por los meses no aportado por ese trabajador.

Mientras que por no inscribirse como empresa es de G. 1.703.668.

Actualmente son identificadas tres maneras de evasión por parte de la patronal; una es la no inscripción del trabajador por parte del empleador; la otra es la inscripción del trabajador pero no se aplica el descuento al mismo, y la tercera es la inscripción del trabajador, el descuento al mismo pero la no transferencia al IPS.


Las Cifras
1.591.073
personas son obreros dependientes en el país (incluye el trabajador doméstico), según datos de la Dgeec.

748.995
aportantes activos registró el IPS al cierre del mes de septiembre del 2019, evidenciando una informalidad del 47%.

Dejá tu comentario