25 abr. 2024

Los casos Marset y del avión iraní tienen a referentes “fantasmas”

En ambas investigaciones aparecen vínculos de referentes claves que están prófugos como el caso de Dalia López y del uruguayo Federico Santoro Vassallo, quien siquiera está imputado.

Las investigaciones de la organización criminal de lavado de tráfico de cocaína y lavado de activos del uruguayo Sebastián Marset y el avión iraní que estuvo por el país en mayo pasado con integrantes de su tripulación asociados al terrorismo internacional, revelan que hay ciertos protagonistas conectados, pero que representan “fantasmas”, debido a que permanecen ocultos.

Esta situación se desprende de un informe de la Secretaría Nacional Anticorrupción (Senac) y las denuncias que viene realizando la senadora del PDP, Desirée Masi, en contra de la inacción de los fiscales Osmar Legal y Lorenzo Lezcano, en los citados casos.

En el cruzamiento de los datos aparece ahora un nexo con la prófuga Dalia López, imputada por asociación criminal y falsificación de documentos de identidad. El otro protagonista es el uruguayo Federico Santoro Vassallo, mencionado en las investigaciones por ser operador financiero de Marset y también haber transportado y alojado a la tripulación iraní.

En cuanto a Dalia, se mantiene prófuga desde el 4 de marzo del 2020, luego de que fuera imputada por los citados delitos e involucrada en la provisión de documento de identidad de contenido falso a la ex estrella del fútbol Ronaldinho Gaúcho.

El informe de la Senac que preside René Fernández refiere que el agente de transporte del vuelo del avión iraní, quien firmó el manifiesto de exportación de despacho, el 12 de marzo del 2022, fue Osmar Santiago Caballero y quién también confesó a las autoridades que él fue contratado por el señor José Melot. Este es propietario de la empresa Emtrasur que administra la aeronave iraní.

Apunta que Caballero aparece en los registros del IPS como empleado de una de las empresas vinculadas a Dalia. Subraya también que “en el extracto de importaciones y exportaciones se observan operaciones con varias firmas. Se remite un informe de las empresas que operan con CieloSur, a través de Osmar Santiago Caballero, Elbisan Company (vinculado a Dalia López), así como la Tabacalera Hernandarias y Tabacalera del Este”.

agente. El caso del uruguayo Santoro Vasallo resulta más llamativo a partir de que distintas investigaciones que se vienen realizando desde el 2019, lo señalan como operador financiero de movida de activos de la organización criminal que lidera su compatriota Marset, también prófugo y que estaría escondido en Sudáfrica.

Ahora aparece también como el que trasladó y dio alojamiento a la tripulación iraní mientras estuvieron en el país del 13 al 16 de mayo pasado, en Ciudad del Este, según el manifiesto de declaración del servicio de despacho aéreo, a través de la firma Mawasi. Santoro no registra antecedentes ni imputación.

Nada se sabe sobre paradero de hermanos Insfrán

El operativo A Ultranza también tiene a referentes importantes de organizaciones vinculadas al tráfico ilícito de drogas y que llamativamente continúan prófugos en algún lugar del territorio nacional o en países vecinos.

En este cuadro se encuentran los hermanos Insfrán. El clan es liderado por José, con sus hermanos Miguel, Yolanda y Conrado. Todos siguen libres y la policía no puede dar hasta ahora con el paradero de los mismos para proceder a su detención desde febrero pasado. Solamente Conrado se encuentra detenido.

José actuaba de pastor de la iglesia Avivamiento de Curuguaty, donde tenía entre sus fieles a políticos y caudillos como el ex diputado Juan Carlos Ozorio, también detenido.

Recientemente, el clan Insfrán fue señalado como supuesto cómplice del asesinato del fiscal Marcelo Pecci, pero su abogado rechazó vínculo alguno con este hecho.

Más contenido de esta sección
Gobierno ahora recién habla de un saldo de USD 494 millones para garantizar programas sensibles. Luego de varias horas de discusión, las autoridades del Ejecutivo se abrieron a las exigencias de estudiantes.
Tras más de siete horas de debate en la mesa de diálogo, que en algunos momentos fue tenso, los estudiantes y las autoridades firmaron una carta de compromiso para establecer mesas de trabajo con todos los representantes de los programas afectados por la eliminación del Fonacide. La firma del documento se dio después de la insistencia de los universitarios.
Hubo tibia reacción del Gobierno que solo convoca para mañana a una reunión con universitarios. Hubo un encuentro con el cardenal Adalberto Martínez para analizar crisis social que sigue latente.
El crimen organizado transnacional y el narcotráfico “eliminan a cuanta autoridad independiente exista” y solo un espacio sin Estado de derecho les garantiza impunidad, dice Alarcón.