Nacionales

Caso Juliette: Reiner Oberuber mintió sobre cantidad de veces que salió de su casa el día de la desaparición, según Policía

El informe preliminar de la Policía Nacional señala que la única persona que salió en tres ocasiones de la vivienda de donde desapareció Juiette es su padrastro, Reiner Oberuber. Los investigadores dicen que no existen indicios de que otra persona haya ingresado a la vivienda aquel 15 de abril pasado.

Agentes del Departamento de Homicidios de la Policía Nacional dieron a conocer conclusiones preliminares de la investigación de la desaparición de Juliette, la niña de 7 años que fue vista por última vez el 15 de abril pasado en el establecimiento denominado Monte Pacará, en Emboscada, Departamento de Cordillera.

Los celulares de Reiner Oberuber y Lilian Zapata, padrastro y madre de la niña, fueron analizados y el trabajo realizado por los agentes policiales llegó a la conclusión de que efectivamente el día de la desaparición de la menor, el hombre salió de la vivienda en más ocasiones de las que él había referido al principio.

Lea más: Fiscalía amplía imputación contra el padrastro de Juliette por pornografía infantil

El fiscal Lorenzo Lezcano dijo que es una información preliminar, lo cual no significa que sea concluyente y que la presunción de la Policía Nacional de acuerdo a esos elementos es que Juliette desapareció entre las 9.00 y las 11.00 del día 15 de abril.

Mencionó que se puede constatar que Oberuber tomó una fotografía con su aparato celular fuera de la propiedad ya después de la desaparición de la niña.

"La única persona que salió de esa propiedad, de las que estaban presentes ese día, fue Reiner Oberuber y tampoco existen indicios de que pudieran haber ingresado otras personas en el lugar, eso es lo que concluye este informe preliminar", aseguró en una conferencia de prensa.

Dijo que la computadora del hombre no se pudo incautar hasta la fecha y que las imágenes obtenidas son de los teléfonos celulares incautados en allanamientos.

Nota relacionada: ¿Dónde está Juliette?: Fiscalía cree que el entorno participó en la desaparición

"El informe es bastante amplio. Ilustra lo que es la personalidad de estas personas y en qué ambientes se desarrollaron los hechos", expresó.

Refirió que los mensajes hallados en los celulares son "cuestiones que van sumando" y que refieren ciertos aspectos de la convivencia de esta familia, y "cierta tendencia de discriminación" que sufría la niña en el seno del hogar.

Contó que una anotación con el escrito "Otro millón de guaraníes para Lili por la apuesta perdida, Juliette comió todo el plato de fideo", fue encontrada en una agenda de Oberuber y que evidentemente la pareja "había jugado" que la niña podía desarrollar más ciertos aspectos biológicos y motrices, por lo que apostaron que por sus propios medios sí podía comer todo el plato de comida.

Juliette no desapareció detrás de las cabras, dice fiscal

El fiscal aseguró que Juliette no desapareció detrás de las dos cabras, como en un primer momento manifestaron el padrastro y la madre de Juliette, y que esa es una denuncia "muy poco creíble".

Dijo que la Policía Nacional en su conclusión refiere que la aparición de las cabras fue un hecho simulado para desviar la investigación.

Le puede interesar: Caso Juliette: Investigadores incautan evidencias tras allanamiento en Atyrá

Mencionó que se puede "afirmar" en este momento de que la niña salió del establecimiento en compañía de su padrastro, conforme al informe presentado por los investigadores.

Dijo que se pedirá que la hermana de Juliette, de 10 años, sea sometida a estudios en Suiza, en donde se encuentra con su padre.

Reiner Oberuber salió en tres ocasiones

Por su parte, el comisario César Silguero, jefe del Departamento de Investigación de Homicidios, dijo que del análisis que se ha llevado hasta este momento no se constatan indicios que demuestren que alguna persona ajena al inmueble haya ingresado y haya llevado a la niña con las dos cabras, lo que es un elemento muy importante para orientar la investigación.

También se ha determinado que Reiner Oberuber salió de la vivienda de donde desapareció la niña en tres ocasiones, esto se pudo constatar a través de varios elementos analizados por los investigadores.

Lea más: A un mes de la desaparición: ¿Dónde está Juliette?

"Esos elementos consideramos importantes porque nos describen una conducta sospechosa de parte de esta persona y esos análisis van a seguir de tal forma a poder continuar con esta pesquisa muy compleja, pero consideramos que estamos llevando muy bien con el equipo y vamos a seguir en ese sentido trabajando para esclarecer totalmente el hecho", expresó.

Dijo que el informe del Departamento de Homicidios fue elaborado de una manera muy exhaustiva en relación al análisis de todos los testimonios y de los indicios que se recabaron durante toda esta etapa investigativa.

Imágenes de ritos muy llamativas para investigadores

La Policía Nacional analizó más de 80.000 fotografías que estaban en los celulares del padrastro y de la madre de la menor y de eso se hizo un informe de los elementos más importantes en relación a la investigación. Esto llevó a los investigadores a solicitar un perfil criminológico de la pareja.

La fiscala Irene Álvarez manifestó que con el análisis de los teléfonos celulares se obtuvo el informe preliminar bastante extenso que les da "una guía" de la personalidad de estas personas.

"Son para nosotros elementos en la construcción de los hechos que hubieran ocurrido, de suma importancia, a los efectos de determinar la personalidad de estos. También vamos a destacar las fotografías que hacen a la madre, de muchas figuras esotéricas, cultos a San La Muerte, tarotismo, entonces en el complejo de las circunstancias y en el complejo de la investigación para nosotros son determinantes a los efectos de finalmente proceder con la búsqueda de Juliette y de lo que habría ocurrido con ella ese 15 de abril", expresó.

Nota relacionada: Caso Juliette: Fiscal dice que denuncia tardía dificultó investigación

Dijo que en el teléfono de Oberuber se hallaron también imágenes con simbología nazi que serán analizadas en su conjunto, con el estudio sicológico que se les va practicar a ambas personas.

"Son para nosotros datos resaltantes que determinan ciertos aspectos de su personalidad", aseguró.

En el marco de la investigación, tanto el padrastro y la madre de la niña fueron imputados en un primer momento por los delitos de violación del deber del cuidado y abandono. Este jueves la Fiscalía amplió la imputación contra el hombre por pornografía infantil tras el análisis de su aparato celular. Ambas personas están con prisión preventiva.

Dejá tu comentario