02 mar. 2024

calentamiento global

El secretario general de la ONU, António Guterres, alertó este jueves en la VI Asamblea de la ONU para el Medio Ambiente (UNEA-6) de que el planeta está “al borde del abismo” por las crisis ambientales.
Un estudio científico publicado sobre el impacto del aumento de la temperatura global en la salud de las personas advierte de la seria necesidad de reducir emisiones para no rebasar un incremento de 2 grados, que tornaría inhabitables regiones del planeta donde viven más de 4.000 millones de personas.
Cada fracción de grado y cada tonelada de dióxido de carbono (CO2) es importante para limitar el calentamiento global, dijo la ONU, al revelar que la crisis climática se erige como una gran barrera a la hora de combatir el hambre, la pobreza, las enfermedades y de ampliar el acceso a servicios básicos.
Un estudio publicado este jueves en la revista Science halló que es posible calcular en qué medida los gases de efecto invernadero aumentarán el número de días sin hielo en los hábitats de los osos polares y cómo afectará el porcentaje de crías que alcanza la edad adulta.
Las olas de calor registradas en Europa y América del Norte no se habrían producido sin el cambio climático inducido por el hombre, que hizo también que las altas temperaturas en China fueran mucho más altas, según un estudio divulgado este martes por el grupo World Weather Attribution (WWA, en inglés).
El verano recién empezó en el hemisferio norte y ya se han registrado brutales olas de calor desde Europa a China, pasando por Estados Unidos, donde se esperan temperaturas récord el fin de semana. Unos episodios que ilustran claramente los peligros del calentamiento global.
La Organización Meteorológica Mundial (OMM), que funciona como el brazo científico de la ONU, confirmó que durante la semana pasada se rompieron dos récords consecutivos de temperaturas, lo que la convirtió en el periodo semanal más caliente desde que se tienen registros.
El mes de junio se registraron las temperaturas más elevadas nunca detectadas en ese periodo en todo el mundo, 0,5 grados por encima de la media entre 1991 y 2020, y más que en el récord previo, de junio de 2019, según datos del sistema europeo Copernicus.
La extensión de hielo marino antártico ha registrado un nuevo mínimo histórico después de que el pasado 13 de febrero se redujera a 1,91 millones de kilómetros cuadrados, según los datos del Centro Nacional de Datos de Hielo y Nieve de Estados Unidos (NSIDC, sus siglas en inglés).
Aunque la mayoría de las poblaciones costeras del mundo se preparan ya para la subida del nivel del mar, consensuar medidas para evitar catástrofes está siendo extremadamente difícil porque no hay consenso sobre a qué ritmo se producirá el deshielo de las capas de hielo.
La multinacional brasileña Unigel invertirá USD 1.500 millones para la producción industrial de hidrógeno verde en el país, según anunció este miércoles el Gobierno regional del estado de Bahía (noreste).
El año 2023 será “sin ninguna duda” el más caluroso del registro histórico, lo que “aumentará el compromiso en temas de adaptación y mitigación por muchos países” con vistas a la próxima Conferencia de las Partes (COP28) que se celebrará en Dubái (Emiratos Árabes Unidos), augura en una entrevista la directora de la Fundación Empresa y Clima, Elvira Carles Brescolí.
La mayoría de las soluciones naturales contra el cambio climático se basan en preservar los ecosistemas y la biodiversidad (como restaurar bosques o humedales), pero, según un estudio, las ballenas podrían jugar un papel importante en el secuestro de CO2 atmosférico.
El cambio en el uso del suelo y las especies invasoras son las principales amenazas para la biodiversidad; sin embargo, si el calentamiento global alcanzara los 2 grados por encima de la era preindustrial, impulsaría al cambio climático como el mayor riesgo con “consecuencias catastróficas” para las especies., según expertos.
De acuerdo con un estudio, el calentamiento global avanza más rápido en Europa frente a la media mundial, por lo que en tres décadas se superarán los umbrales críticos que afectan a ecosistemas y personas, con más trastornos alérgicos y episodios de asma.
El océano Antártico absorbió en los últimos cincuenta años la mayor parte del exceso del calor que se queda atrapado en la atmósfera, mitigando así los efectos de la crisis climática, aunque a un coste muy alto para los ecosistemas, informan este jueves fuentes académicas.
Cientos de millones de personas se verán perjudicadas por el empeoramiento de la calidad del aire que los expertos esperan este siglo por el aumento de la intensidad y duración de las olas de calor y el incremento de los incendios forestales, alertó la Organización Meteorológica Mundial (OMM).
“En la realidad hay límites y esos límites ya fueron superados”, alerta el presidente del Centro de Ciencias del Mar luso (Ccmar), Adelino Canário, que reclama medidas ambientales urgentes en la II Conferencia de los Océanos de la ONU que comenzó en Lisboa.
¿Qué atrae al pez más grande del mundo a las islas Azores? La extraña migración del tiburón ballena, que llega a estas aguas del Atlántico arropado por toneladas de atunes, es el misterio que centra el documental “A Ilha dos Gigantes” (La isla de los gigantes).
Puede que el hielo del Ártico esté desapareciendo, pero hasta no hace mucho en la Antártida ocurría lo contrario. Sin embargo, en febrero esa tendencia se rompió y la extensión de hielo en el hemisferio sur registró un mínimo histórico, el segundo en cinco años.
La temperaturas siguieron subiendo en el planeta en 2021 y, de mantenerse esta tendencia, en 10 años se alcanzará el techo de calentamiento global que los Acuerdos de París fijaron en un aumento máximo de 1,5°C y que la comunidad internacional se ha propuesto frenar.
Los últimos nueve años figuran entre los diez más calurosos jamás registrados en la Tierra, y 2021 ocupa el sexto lugar, según el informe anual de una agencia científica estadounidense publicado este jueves.
Un equipo de científicos ha descubierto los mecanismos que determinan el sexo en animales sin cromosomas sexuales, como algunos peces.
“La desaparición de las mariposas” (Editorial Crítica), del biólogo alemán Josef H. Reichholf, atestigua la reducción de las poblaciones de este insecto y alerta sobre su futuro “si no se toman medidas inmediatas”, según ha advertido el autor en una entrevista.
Las hembras de león marino tienen cada vez más dificultades para acceder al krill, un crustáceo vital en su alimentación, durante la temporada de cría debido a los efectos del cambio climático, lo que pone en riesgo su supervivencia, según un estudio hecho por biólogos marinos de la Universidad de Barcelona (España).
Un estudio realizado por investigadores de las universidades españolas de Alicante y Jaén, así como las de ETH de Zúrich (Suiza) y el Imperial College de Londres, advierte sobre los efectos negativos de retrasar la eliminación de dióxido de carbono para evitar el calentamiento global en más de 1.5°C para final de siglo.
La cumbre del clima de la ONU, más conocida como la COP26, aprobó este sábado un acuerdo determinante para mantener vivo el objetivo de limitar el calentamiento global en 1,5 grados para 2100 con respecto a los niveles preindustriales.
Un estudio sobre la evolución de la temperatura global desde la última glaciación, durante un periodo de unos 24.000 años, demuestra que el calentamiento en la Tierra alcanzó ahora un nivel “sin precedentes” como consecuencia de la acción del hombre.
Más de 30 países, varios de los principales fabricantes de automóviles, regiones y propietarios de flotas se han comprometido en la cumbre COP26 a eliminar los coches de combustión para el 2035, como manera de combatir la crisis climática.
Líderes de más de 120 naciones se reunieron este lunes en el Reino Unido, presionados por “salvar a la humanidad” ante el desafío del cambio climático, según el secretario general de la ONU, Antonio Guterres.
Desaparecida ya la euforia por el histórico Acuerdo de París (2015), el planeta encara una de esas cumbres climáticas para las que habría que inventar nuevos adjetivos y que solo se pueden definir en términos de amenaza existencial.