24 abr. 2024

“La Isla de los Gigantes”, el misterio del pez más grande del mundo

¿Qué atrae al pez más grande del mundo a las islas Azores? La extraña migración del tiburón ballena, que llega a estas aguas del Atlántico arropado por toneladas de atunes, es el misterio que centra el documental “A Ilha dos Gigantes” (La isla de los gigantes).

Pez más grande del mundo.jpg

La extraña migración del tiburón ballena, que llega a estas aguas del Atlántico arropado por toneladas de atunes, es el misterio que centra el documental A Ilha dos Gigantes.

Foto: EFE

El proyecto comenzó en 2008, cuando los pescadores de las Azores comenzaron a hablar de los “pintados” que llegaban en verano a la isla de Santa María, en el extremo sur del archipiélago, rodeados de gigantescas colonias de atunes, explica a EFE Nuno Sá, cámara acuático y director del documental.

A partir de ahí, pescadores, investigadores y observadores se pusieron manos a la obra con la tecnología más potente para estudiar la migración de unos animales que suelen habitar en aguas cálidas tropicales y subtropicales.

Pero, después de varios periodos estivales, los tiburones ballena, que pueden alcanzar los 17 metros de longitud y las 34 toneladas y son capaces de recorrer la mitad de la circunferencia de la tierra, dejaron de acercarse a la isla portuguesa.

“Durante siete u ocho años este documental se quedó guardado en un cajón y olvidado porque no había una historia, hasta que hace unos años volvieron”, recuerda Sá.

Pero, ¿cuál es el motivo de su paso por Azores?

CALENTAMIENTO GLOBAL

La migración de los tiburones ballena a la Isla de Santa María en los veranos más cálidos es producto de la actividad humana, concluyen los expertos.

“Una de las hipótesis es que estas ocurrencias del tiburón ballena sean una consecuencia del calentamiento global y, particularmente, de la temperatura del agua”, apunta a EFE el investigador Jorge Fontes.

“Todo parece indicar que por eso empezaron a aparecer en las últimas décadas y parecen ir cada vez más al norte, porque las aguas del planeta entero están un poco más calientes”, añade Nuno Sá.

Además, el cruce de corrientes frías y calientes y la amplia biodiversidad de la zona, con aguas ricas en nutrientes que en verano producen la cantidad de alimentos necesaria para este tiburón facilita su presencia en la zona.

Todo ello justificaría la migración y por qué solo los más grandes de esta especie llegan a Azores, al tener una mayor capacidad para soportar temperaturas más frías.

5300116-Libre-363001956_embed

LOS ATUNES, SU PRINCIPAL ALIADO

Otra de las grandes incógnitas es la relación de estos gigantes con los bancos de atunes que les acompañan y que, según los investigadores, responde a una estrategia de caza.

“Nos dimos cuenta de que el tiburón ballena solo conseguía alimentarse si tenía atunes que le ayudasen a acorralar y concentrar los pequeños peces de los que se alimentan”, detalla Fontes.

El tiburón, demasiado lento para salir de caza, detectaría a sus víctimas, se pararía y dejaría que los atunes la rodearan formando una especie de bola que el pez más grande del mundo atraviesa para alimentarse.

Lo que todavía es un misterio es qué ventaja encuentran los atunes.

“Tal vez sea porque, por naturaleza, a los atunes les gusta agregarse en sitios de referencia y el tiburón ballena sea ese punto. Otra hipótesis es que los tiburones ballena sean mejores que los atunes al detectar los peces pequeños”, apunta el cámara Nuno Sá.

TODO EL ECOSISTEMA ESTÁ INTERCONECTADO

Pero los atunes no son los únicos aliados del tiburón ballena.

Los investigadores recuerdan que en 2019 los atunes desaparecieron de Santa María y los gigantes encontraron sustituto en las bacaladillas.

El documental se proyectará en la Conferencia de los Océanos de Naciones Unidas, que acogerá Lisboa entre el 27 de junio y el 1 de julio.

Su mensaje es claro: “No existe un problema aislado en los océanos”.

“Llegamos a la conclusión de que el calentamiento global hasta afecta al mayor pez del mundo, lo que básicamente es afectar a nuestro ecosistema y nuestro planeta entero”, resume Nuno Sá.

“Tenemos que encarar el ecosistema y las amenazas como un todo, como una comunidad en la que todo está relacionado (…) Tenemos que pensar siempre en nuestra supervivencia y nuestra calidad de vida como estado dependiente de un gran ecosistema en el que todo está interconectado”, concluye Fontes.

Más contenido de esta sección
El ritmo y el tempo del canto de las aves puede estar influido por dos genes que también afectan al habla humana, según una investigación que ha estudiado estas características en dos tipos de pájaros, el barbudo de frente amarilla y el de frente roja.
Paleontólogos trabajan deprisa antes de que suba la marea en una playa de la costa central de Chile, para rescatar los restos fósiles de un singular reptil marino que vivió hace 70 millones de años, un tesoro para los científicos.
Los abejorros en hibernación pueden resistir días bajo el agua, según un estudio publicado el miércoles, lo que sugiere que podrían sobrevivir a las inundaciones si el cambio climático lleva a un incremento de esos fenómenos.
Un grupo de investigadores identificó tres nuevas especies extintas de canguros gigantes prehistóricos que habitaron Australia, la isla de Tasmania y la isla de Nueva Guinea hace más de 40.000 años, según informaron este lunes fuentes académicas.
Bomberos voluntarios rescataron a una serpiente que estaba en una vivienda en Minga Guazú, Departamento de Alto Paraná. El reptil fue liberado en su hábitat nacional.
La ciencia no ha sabido hasta ahora responder claramente si los perros son realmente capaces de entender el significado de las palabras que se les dice, pero una nueva investigación difundida este viernes avanza sobre el tema.