Nacionales

Caazapá: Concejal niega enemistad con su colega 

El concejal departamental Nelson Vera (PLRA) descartó que exista una enemistad con su colega Benjamín Adaro Monzón (ANR), tras el ataque con tiroteos y toma de rehenes que ocurrió el jueves en la Junta Departamental de Caazapá.

El concejal por el Partido Liberal Radical Auténtico (PLRA) Nelson Vera confirmó que recibía amenazas en la época en que era intendentable de Yuty, Departamento de Caazapá, pero que actualmente ya no. Sin embargo, sigue con resguardo policial.

El 1 de noviembre del 2015, en plena campaña política de cara a las elecciones municipales y cuando competía por la intendencia con Benjamín Adaro, de la Asociación Nacional Republicana (ANR), Vera sufrió un atentado. Su vehículo fue rociado con disparos de armas de fuego y la radio de su esposa también fue atacada.

Años antes, Adaro también había sido víctima de un ataque contra su integridad, por el que quedó con algunas secuelas físicas.

Nota relacionada: Cinco brasileños toman de rehenes a concejales en ataque tipo narco

Nelson Vera indicó que no sabe si el pasado tiene que ver con lo sucedido este jueves, cuando un grupo de desconocidos irrumpió violentamente en la Junta Departamental, pero que actualmente, tanto él como Adaro, son colegas en el cuerpo legislativo.

"Somos cinco de la alianza (Ganar) y hay dos de Añetete, que hacen mayoría en la Junta, y se iba a reconfirmar a la presidenta y al vice. Mientras que la oposición (Honor Colorado) es conformada por cinco concejales", comentó el edil.

Sobre la relación con Benjamín Adaro, dijo que actualmente es buena y presume que los autores del ataque se quedaron a dormir en el recinto para llevar a cabo el plan. Los mismos tomaron como rehenes a los concejales y luego balearon dos vehículos.

Nota relacionada: Sospechan que móvil del atentado tendría que ver con el narcotráfico

La renovación de la mesa directiva de la Junta Departamental, la supuesta enemistad de Vera y Adaro, y el pedido de auditoría de los ejercicios fiscales 2013 al 2018, que afecta al ex gobernador Avelino Dávalos, son manejados como posibles móviles del ataque. Tampoco se descarta un trasfondo relacionado al narcotráfico.

Sin embargo, la Policía Nacional y la Fiscalía aún no determinan el motivo real del ataque.

Dejá tu comentario