18 de agosto
Viernes
Parcialmente nublado
19°
29°
Sábado
Poco nublado con tormentas
15°
28°
Domingo
Mayormente despejado
21°
Lunes
Despejado
13°
23°
Avatar
Avatar
Bienvenido,
Cerrar Cerrar
Cerrar
Login/Registración
Búsqueda
Cerrar
Deportes
viernes 7 de abril de 2017, 02:37

La diferencia pudo ser mayor

Sol venció en su debut en la Copa Sudamericana, por 3-2, a Estudiantes de Caracas, en Venezuela.
Sol de América debutó con un triunfo en la 16ª Copa Sudamericana, ayer en la capital venezolana, y da un paso fundamental en pos de la clasificación.
Pese al mal estado del campo de juego, desde el mismo inicio del partido hubo emociones. Apenas iniciado el partido, el local se adelantó con un golazo de Eric Ramírez.
El Danzarín reaccionó rápidamente e igualó con el tanto de Martín Giménez, tras gran conexión de Rojas-Díaz.
Dominador. A partir de la paridad, Sol pasó a ser dominador de las acciones, mostró solidez y dinámica del medio para adelante. Desequilibró el marcador con el gol de penal (por falta contra Franco), marcado con gran calidad otra vez por Giménez. Franco, Duré y Rojas estuvieron muy activos en la recuperación y las habilitaciones a Giménez y Díaz.
En la segunda parte, Sol fue una máquina de desperdiciar jugadas de gol, por momentos hasta de manera displicente.
A 10 del final, Estudiantes empató a través de Luis Ramírez, que fue como un castigo para el azul, pero sobre el minuto final, César Villagra destrozó el arco caraqueño con un contundente zurdazo.

La figura
Martín Giménez
Buen partido realizó el delantero solense. Fue oportuno para marcar el primer gol y con mucha serenidad anotó el tiro penal. Tuvo gran despliegue hasta que fue cambiado.

La revancha será el 31 de mayo
La revancha ante Estudiantes por la Copa será el 31 de mayo, desde las 18.15, en Villa Elisa. Sol pasará con un empate.
La vuelta de la delegación a nuestro país está prevista para esta noche a las 23.00 aproximadamente. El plantel no conoce de descanso y el entrenador Fernando Ortiz deberá planificar lo que será el partido por el torneo local, el domingo ante Luqueño, desde las 19.10, en el Feliciano Cáceres.

La seguridad no estaba garantizada
El momento social dramático que vivió ayer la ciudad de Caracas puso en dudas en horas de la tarde la disputa del compromiso. Incluso, el presidente danzarín Miguel Figueredo declaró a Tigo Sports que las autoridades locales les anunciaron que no garantizaban la seguridad al salir del hotel. Sin embargo, la delegación arribó sin problema al estadio, donde el partido fue presenciado por escasa concurrencia.