Política

Una capital del turismo que no descuida la acción social

ENCARNACIÓN. La limpieza y la seguridad son los detalles más valorados por los veraneantes. CAMBIO. La ciudad sacrificó a sus edificios históricos, pero ganó mejor calidad de vida. SALUD. Única ciudad con un Hospital Pediátrico Municipal y un móvil para atención a mujeres. TRANSPARENCIA. Nuevo edificio tiene paredes de vidrio para que "la gente vea lo que se hace".

ENCARNACIÓN - ITAPÚA

Las observaciones de los visitantes son coincidentes: “En Encarnación casi no vemos a niños pidiendo limosnas ni a limpiavidrios en los semáforos. No hay cuidacoches que te quieran extorsionar en los estacionamientos. Se ve mucha limpieza y uno puede caminar tranquilo por las calles, sin miedo a que te asalten”, dice Miguela Centurión, una comerciante de Asunción que ha llegado con miembros de su familia a pasar sus vacaciones en la Playa San José.

Julio Sotelo, escritor, docente e historiador encarnaceno, sostiene que la imagen que ofrece la ciudad es principalmente una burbuja: “La Encarnación moderna, tan admirada por los turistas, fue posible gracias a las millonarias inversiones de la Entidad Binacional Yacyretá y a la destrucción de cuatro siglos de historia, sacrificando a los edificios de toda la zona baja”.

Más allá del reluciente núcleo urbano céntrico, con cuidadas playas y funcionales avenidas costaneras, casi una isla a la que muchos llaman “Encarnayork” (por su parecido geográfico con la isla de Manhattan, Nueva York), es posible, sin embargo, advertir también un valioso trabajo de acción social en los barrios periféricos y en las compañías rurales, como de asistencia a grupos vulnerables, especialmente a niños y mujeres.

UN CAMBIO POLÍTICO

“Encarnación es una ciudad resiliente. Con las obras de Yacyretá en el 2012 hemos visto desaparecer a nuestros edificios históricos más queridos, vimos a gran parte de la población de la zona baja ser reubicada y vimos crear una nueva infraestructura urbana que hoy atrae a muchos turistas. Nos hemos convertido en la nueva capital del verano, lo que implica un gran desafío de gestión”, admite Luis Yd, quien en 2015 sorprendió al ser electo intendente municipal al frente de una alianza de partidos políticos opositores y movimientos ciudadanos, logrando un cambio político que derrocó al Partido Colorado tras 75 años al frente del Municipio.

Apertura. Luis Yd, intendente municipal de Encarnación.
Apertura. Luis Yd, intendente municipal de Encarnación.
Apertura. Luis Yd, intendente municipal de Encarnación.

Dirigente del Partido Patria Querida (PPQ), con una larga experiencia como concejal municipal, Yd llegó a la intendencia con respaldo del Partido Liberal Radical Auténtico (PLRA), el Frente Guasu (FG), el Partido Revolucionario Febrerista (PRF), entre otros. “Como concejal trabajé cerca de la gente, especialmente en los barrios más humildes. He tratado de no perder ese contacto”, indica.

LAS DOS CIUDADES

El actual intendente cuenta que al inicio de su gestión se encontró con dos ciudades que convivían de manera conflictiva. Una de ellas es la que brilla en los folletos turísticos y que atrae a miles de personas en el verano y la otra es la menos visible, la que habita en los barrios periféricos, que él conocía muy bien.

“El espíritu de nuestra gestión es atender a estas dos ciudades y buscar integrarlas en una sola, con un modelo de desarrollo amigable”, explica. Para ello, se invierten recursos tanto en mantener la infraestructura más turística como en mejorar la calidad de vida de los pobladores de las periferias.

LA RIQUEZA DEL TURISMO

Desde que en el verano del 2012 se habilitaron las tres hermosas nuevas playas sobre el río Paraná, Encarnación pasó de ser una apacible ciudad sureña a convertirse en el nuevo centro veraniego del país, arrebatándole el histórico cetro a San Bernardino.

El dinamismo de la industria turística hizo crecer la infraestructura hotelera y gastronómica, así como el de la construcción, con un efecto multiplicador. “Desde el 2016 se han construido más de 40 nuevos edificios de hoteles, departamentos, restaurantes y centros comerciales en el circuito de la Costanera, cambiando aun más la fisionomía de nuestra ciudad”, destaca el intendente Yd.

Mantener esta estructura de ciudad turística le cuesta a la actual administración municipal una inversión de G. 4.000 millones en los tres o cuatro meses de verano, financiando la limpieza y la seguridad principalmente, un gasto que no se recupera en dinero, pero sí en mejor desarrollo urbano. “Con lo que eso nos cuesta se genera un ingreso de cerca de G. 10.000 millones que percibe el sector privado, pero que se redistribuye en más inversiones y acaba favoreciendo a todos”, explica.

En años anteriores, la temporada de verano duraba tres meses, pero en el 2019 empezó mucho antes de lo acostumbrado. “Estamos impulsando la campaña de que Encarnación tenga una agenda de actividades para recibir turistas durante todo el año. Habrá una temporada más alta de seis meses y otra más baja durante el resto del año, pero ya no habrá periodos de inactividad”, anuncia.

TRANSPARENCIA

Tras el sonado caso del incendio del edificio de la Municipalidad de Encarnación, ocurrido en marzo de 2018, la sede está siendo reconstruida y las obras serán inauguradas muy pronto. El intendente aprovechó las reformas para pedir que en lugar de paredes de ladrillo y cemento se instalen paredes de cristal transparente, tanto en la mayoría de las oficinas como en su propio despacho.

“Optamos por este gesto simbólico de que la gente pueda vernos trabajar, tanto desde adentro como desde afuera, como un ejemplo de que no ocultamos nada. Desde el principio de la gestión hemos realizado audiencias públicas y mantenemos nuestras rendiciones de cuenta al día. A veces, por motivos políticos soportamos acusaciones de supuestas maniobras por parte de nuestros críticos y adversarios, pero todo está disponible para que la ciudadanía lo pueda revisar”, señala Yd.

Acerca del polémico caso del incendio, el intendente dice que está muy claro que se trató de un atentado de una cajera y sus cómplices para encubrir operaciones de corrupción. “Fue una funcionaria de administraciones anteriores que se llevaba el dinero y reponía con cheques. Mi error fue no haber cambiado de entrada a los que manejaban el dinero por personas de mayor confianza, pero yo no quise hacer una barrida. No sé si hubo también intencionalidad política de perjudicarnos. El caso está en manos de la Justicia y si se terminan las chicanas, muy pronto irá a juicio oral”, explica el jefe comunal.

COLABORACIÓN POLÍTICA

Haber arrebatado el gobierno municipal al Partido Colorado supuso un precio alto. “Hay un sector de los colorados que aún se siente dolido y realiza una campaña permanente de ataques. Como no tenemos mayoría de concejales en la Junta Municipal, ponen trabas a nuestros proyectos. Por ejemplo, no nos aprueban la compra de una planta asfáltica, que nos permitiría no depender de otros para los trabajos de pavimentación”, refiere.

En la relación con el Gobierno Central, hubo importantes avances. “El anterior presidente de la República, Horacio Cartes, nos daba la espalda por no ser del Partido Colorado. En cambio, el actual presidente, Mario Abdo Benítez, se ha mostrado muy abierto en apoyar institucionalmente a los municipios, sin importar los colores partidarios de quien esté al frente, como debe ser. Hoy tenemos buena relación de cooperación con el Gobierno Central. En el caso del Gobierno departamental, como el actual gobernador de Itapúa (Juan Alberto Schmalko) fue el anterior intendente, pareciera que aún hay recelos para trabajar juntos, pero estamos logrando avances”, explica.

Por de pronto, ante una grave crisis financiera detectada en la Comisión del Carnaval, la Gobernación de Itapúa y la Municipalidad de Encarnación acordaron intervenir y organizar juntos los Corsos 2020, para que el espectáculo no se interrumpa.

“Falta que los encarnacenos se involucren más en la gestión ciudadana”

“Existe un cambio político interesante en la gestión municipal en Encarnación, pero todavía hace falta que los ciudadanos se involucren más para que el proceso sea más transparente y se avance más allá de una cuestión turística, que todos ponderan”, destaca el historiador y docente Julio Sotelo, autor de varios libros que recogen el proceso histórico de Encarnación. También es dirigente del Partido Liberal Radical Auténtico (PLRA).

Reconocido como uno de los más persistentes críticos a la gestión del intendente Luis Yd, señala que su tarea al frente de la Municipalidad marcó una ruptura con las sucesivas administraciones en manos coloradas.

“Sin embargo, muchos de los puntos positivos que se mencionan a favor del actual intendente fueron posibles gracias a los recursos que proveyó la Entidad Binacional Yacyretá, que fue la que realmente transformó la ciudad, aunque se han tenido que sacrificar todos los edificios históricos de la antigua zona baja. Con toda la plata que otorgó Yacyretá es fácil hacer una ciudad moderna y turística, pero en gran parte la Encarnación de las playas es solo una burbuja. La realidad cotidiana es otra”, indica.

CUESTIONAMIENTOS

Sotelo señala como puntos oscuros que la administración de Luis Yd será recordada siempre como “la que dejó que se le queme el edifico de la Municipalidad de Encarnación”, un incidente que, según él, nunca se explicó muy bien cómo y por qué sucedió, tratando de obtener réditos políticos de una situación aún muy confusa.

Crítico. El escritor y docente Julio Sotelo considera que la gestión municipal requiere de un mayor control ciudadano.
Crítico. El escritor y docente Julio Sotelo considera que la gestión municipal requiere de un mayor control ciudadano.
Crítico. El escritor y docente Julio Sotelo considera que la gestión municipal requiere de un mayor control ciudadano.

“El intendente acusa de corrupción a sus antecesores, pero sus denuncias son mediáticas, no ante la Justicia. Hizo una Expo Documentos, pero no ante quienes deben castigar si hubo robo. Además, constantemente está recurriendo a préstamos para pagar sueldos a los funcionarios. Los trabajos con las comisiones son más políticos que de real participación. Son situaciones que merecen mayor transparencia, pero también hace falta una ciudadanía más activa que controle el proceso”, destaca.

Aun así, reconoce que la gestión en Encarnación debe ser tenida en cuenta como una nueva dinámica política.

Refugio a mujeres víctimas de violencia

El Municipio de Encarnación es quizás el único en todo el interior del país que mantiene un Hogar de Refugio para Mujeres Víctimas de Violencia y que desarrolla diversas acciones de asistencia inclusiva a sectores vulnerables de la sociedad, como las mujeres y los niños y niñas.

También mantiene un Hospital Pediátrico Municipal, al cual dedica una inversión de más de G. 12 mil millones para mantenerlo en funcionamiento. Un Parque de la Salud y un Centro de Tratamiento a las Adicciones “Vida Sana” completan el esquema de una salud inclusiva a cargo de la Comuna.

En los barrios periféricos de Encarnación es común observar la llegada del Móvil Mujer, un consultorio ambulante especialmente equipado para brindar atención ginecológica, que “además de la atención y la realización del estudio del PAP, permite reunir a las mujeres para charlas sobre empoderamiento económico, violencia basada en género, prácticas de defensa personal y asesorías individuales tanto jurídicas como sicológicas”, según explica Alicia Stumpfs, del área de comunicación, con mucha experiencia en el trabajo con organizaciones de mujeres.

EDUCACIÓN Y CULTURA

La gestión municipal en Encarnación también marcó un avance significativo en la mejora de la infraestructura de escuelas y colegios con los recursos del Fondo Nacional de Inversión Pública y Desarrollo (Fonacide).

Según los datos recabados, se creció un 400 por ciento en obras de instituciones educativas, comparado con la gestión previa. Se intervenían 5 o 6 escuelas al año, ahora se intervienen 20 a 23.

En el área de cultura, se trabajó con 532 alumnos en escuelas de danza, música, guitarra, instrumentos de vientos y cuerdas, canto, teatro, entre otros. También se mantiene un decidido apoyo a iniciativas de grupos teatrales, como fue la imponente puesta de la obra “Fuego sobre el agua”, basada en textos de Augusto Roa Bastos, a cargo de varios grupos teatrales, con más de 200 actores el sector de la Playa San José, en enero.

Actualmente, está en marcha el proyecto de un gran Centro de Convenciones y Teatro en la Costanera. La Municipalidad ya tiene un presupuesto de USD un millón y la licitación se iniciará en las próximas semanas.

Dejá tu comentario