Nacionales

"Jamás estuve escondiendo algo, siempre quise ayudar", dice docente de niño abusado

La docente del niño de 7 años que fue víctima de abuso sexual en un colegio de Lambaré aseguró este sábado que "jamás escondió algo" y que "siempre quiso ayudar" en la investigación. Afirmó que anhela que el caso se esclarezca y se llegue a la verdad.

La docente del niño de 7 años que fue víctima de abuso sexual en un colegio de Lambaré brindó este sábado su versión de los hechos en una entrevista exclusiva con el programa La Lupa, emitido por Telefuturo.

"Jamás estuve escondiendo algo u ocultando cosas. Siempre quise ayudar. Más que nada quiero que se esclarezca esto, que se encuentre la verdad. Es ese mi más profundo deseo, demostrar que yo en todo momento quise ayudar, que el colegio se puso a disposición", afirmó.

Recordó que los padres se acercaron a la dirección del colegio a informar el abuso sexual y que al día siguiente la directora le comentó a ella la situación.

Lea más: Abuso en colegio: Madre relata el terror que vivió su hijo de 7 años

Manifestó que la madre de la víctima le comentó anteriormente una situación particular que vino escuchando, con relación a los acosos que sufría su hijo por parte de alumnos mayores y que ella le agradeció por la información y comunicó a las autoridades pertinentes en ese mismo momento.

"Yo llamo, informo y le devuelvo la llamada a la señora diciéndole que ya comuniqué y que íbamos a empezar a investigar para saber qué exactamente sucedió", expresó.

La docente mencionó que llamó a la coordinadora vía telefónica y que le dijo lo que la madre le había comentado y que, una vez comunicado, era investigar, corroborar si coincidían los horarios de algún receso con niños más grandes, si es que pudieron interactuar entre ellos, si podían ingresar al lugar donde ellos estaban.

Ninguna docente observó nada, afirma

Afirmó que ninguna maestra pudo ver que haya pasado algún hecho de acoso o que algún niño grande se haya acercado al área de juego donde estaban los más pequeños.

Dijo que transcurrieron al menos tres semanas desde los episodios de acoso hasta el abuso sexual y que a los padres se les iba a convocar a una reunión para comentarles el informe de la investigación con respecto al acoso.

Nota relacionada: Abuso sexual en colegio: Docentes imputadas abandonan la cárcel

Manifestó que, como la víctima se ausentó a vuelta de Semana Santa, ellos iban a explicar a los padres que no observaron lo que ellos decían, pero que le tenían "mucho más cerca al niño, más de lo común", para detectar si había alguien que se le acercaba o quien quería hablar con él que sea mucho más grande.

Mencionó que tras la primera denuncia de acoso realizada por la madre, ella cree que se tomaron todos los recaudos como para darle una información certera porque sería imprudente darle una información que no correspondía.

A la docente no le llamó nada la atención tras el abuso

La docente recordó que el día que el niño fue abusado, a ella no le llamó nada la atención porque el chico estaba jugando con otros compañeros, esperando la salida para retirarse de la institución. Afirmó que "todo estaba normal" como cualquier día de clases.

"Salió normal caminando, agarró la mochila, se fue a la fila sin problemas, nada que esté fuera de lo normal", agregó.

Le puede interesar: Abusos en colegio: Fiscala dice que docentes deberían seguir en prisión

La maestra dijo que fue voluntariamente ante las autoridades para contar lo que ella sabía y en lo que podía ayudar. Luego la encerraron con la fiscala, en donde le comenzaron a hacer preguntas y la acusaron. Después les dijeron que estaban detenidas y ni siquiera pudieron comunicar del hecho a sus familiares porque les sacaron sus celulares.

Afirmó que no sabía por qué la iban a detener si ella estaba ayudando y quería ayudar. Mencionó que el día de mañana cualquier docente va a estar con el mismo miedo que ella, que le van a llamar para pedir ayuda y después "se van a dar la vuelta y le van a encerrar".

"Sentí mucha impotencia, es mucho el dolor", afirma entre lágrimas

La maestra comentó que sintió mucha impotencia aquel día en que se presentó ante la Fiscalía para colaborar; sin embargo, fue detenida.

"Sentí mucha impotencia. Es mucho dolor porque yo también soy mamá, yo también sentí ese dolor. Ese día yo ni siquiera me despedí de mi hijo, no me despedí de mi familia, pensando que yo iba a volver a mi casa. Yo no volví ¿y cómo le explicás a un niño de 5 años que se fue su mamá a la cárcel por una injusticia?, ¿cómo le vas a hacer entender que se le está culpando de algo que no hay razón?, que la mamá quiso ayudar", expresó entre lágrimas.

Agregó que fue doloroso todo el tiempo que estuvo detenida y separada de su familia pequeño y que las autoridades "no la escucharon".

"Es muy doloroso, porque pasar lejos de tu hijo, de tu familia, que no te dejen hablar, que no te escuchen, que te hagan culpable sin escucharte. No nos escucharon y ya éramos culpables, ya era a la cárcel. Fue superduro pasar eso y que mi hijo me vea a mí en ese lugar y cómo le explicás", lamentó.

Docentes cumplen arresto domiciliario

Tras el abuso en el colegio, la directora, la coordinadora y una docente fueron detenidas tras ser imputadas por el hecho punible de violación del deber del cuidado, mientras que la directora también fue procesada por frustración de la persecución penal y ejecución penal, y la violación de la Ley 6202/2019.

Las tres cumplían la medida preventiva en el Centro Penitenciario de Mujeres Serafina Dávalos, de la ciudad de Coronel Oviedo, Departamento de Caaguazú, y desde el 23 de mayo pasado guardan arresto domiciliario.

Le puede interesar: Tribunal revoca la prisión de imputadas por abuso en colegio de Lambaré

De acuerdo con la investigación, el abuso se produjo el pasado 26 de abril, pero la institución educativa de Lambaré obvió los protocolos, por lo que la familia realizó la denuncia ante la Fiscalía.

Poco después, la fiscala Karina Sánchez indicó que hay otra víctima de abuso sexual y que se trata de un niño de 7 años, cuyo caso ocurrió antes del primero que tomó estado público.

Los nombres del colegio y de los implicados se omiten en cumplimiento del artículo 29 del Código de la Niñez y Adolescencia, que prohíbe la publicación de datos que permitan identificar a los niños en situación de vulnerabilidad.

Dejá tu comentario