02 mar. 2024

Rapiñaron un automóvil en una comisaría de Paraguarí

La propietaria de un rodado que había quedado en una comisaría de Paraguarí tras un accidente, se encontró con una desagradable sorpresa cuando fue para retirarlo. El automóvil fue completamente rapiñado dentro de la sede policial.

auto paraguari.png

La propietaria del rodado anunció acciones judiciales contra la Policía Nacional.

Foto: Captura de pantalla.

El automóvil marca Toyota, tipo Ist, estuvo implicado en un accidente de tránsito y quedó depositado en la Comisaría 1.ª de Paraguarí, por disposición de la Fiscalía, en el 2020. Tras concluir el proceso judicial, la mujer fue con la intención de retirar el rodado.

La propietaria, identificada como Evelyn Acuña, cuestionó la situación al jefe de la dependencia policial. La mujer sostuvo que los encargados no le dieron respuestas y aseguraron que ya pasaron varias jefaturas desde que el auto quedó depositado.

https://twitter.com/npyoficial/status/1592963358126669829

La mujer anunció acciones judiciales contra la Policía Nacional, mientras que el Ministerio Público abrió una investigación y solicitará un resarcimiento.

La duela del auto rapiñado comentó, en conversación con NPY, que casi todas las piezas, accesorios y partes del tablero del auto fueron hurtados, quedando solo la carcasa y el motor.

Más contenido de esta sección
El Ministerio de Obras Públicas y Comunicaciones (MOPC) estableció cuáles serán las tarifas del puesto de peaje del Puente Héroes de Chaco o Chaco’i.
El activista por los derechos de las personas con discapacidad, Teo Urbieta, expresó su indignación por un presunto hecho de discriminación contra su persona en una conocida cafetería de San Bernardino.
Pacientes expusieron nuevamente las precariedades del servicio de salud del Instituto de Previsión Social (IPS), que les obliga a formar fila desde las 03:00 para conseguir un turno y poder realizarse análisis. A pesar del esfuerzo, muchos pacientes no consiguen cita.
Un septuagenario fue víctima de un asalto frente a su vivienda en Mariano Roque Alonso. Se resistió y los motochorros le golpearon su cabeza y le dispararon en sus genitales.
Un hombre que trabaja como delivery tuvo su moto retenida por los agente de la Policía Municipal de Tránsito de Asunción (PMT) y decidió quemar el biciclo. Denunció que uno de los agentes le insinuó pagarle una coima para devolverle la moto.
La Fiscalía acusó a María Eugenia Acosta Vallejo en la caratula “Lesión de confianza a la firma Biotécnica S.R.L.”.