23 may. 2024

Paraguay y el FMI (II)

El 8 junio 2023 el Directorio Ejecutivo del Fondo Monetario Internacional (FMI) concluyó la 1ª revisión en el marco del Instrumento de Coordinación de Políticas (ICP) para nuestro país y aprobó la evaluación de su personal técnico. El ICP con Paraguay respalda sus políticas macroeconómicas y reformas estructurales para garantizar estabilidad macroeconómica y fiscal, fomentar crecimiento económico y reforzar protección e inclusión social. El desempeño es satisfactorio y se alcanzaron casi todas las metas fijadas para diciembre 2022.

FORTALEZA. La economía de Paraguay ha demostrado una resiliencia notable durante un periodo de 4 años en el que se han producido varios shocks adversos. Tras la recuperación de los efectos de la pandemia Covid-19, una grave sequía golpeó la economía a comienzos de 2022. El crecimiento económico está repuntando, principalmente gracias a la recuperación del sector agrícola. La inflación tocó un máximo en 2022, pero desde entonces viene disminuyendo, gracias a una persistente orientación restrictiva de la política monetaria, que también ha ayudado a anclar las expectativas de inflación cerca de la meta fijada por el Banco Central. La situación de las finanzas públicas siguió mejorando en 2022 merced a la consolidación del ingreso y la limitación del gasto. El déficit fiscal se redujo hasta 3,0% del PIB. El financiamiento del sector privado y la flexibilidad del tipo de cambio permitieron absorber repercusiones negativas de caída en las exportaciones.

PERSPECTIVA FAVORABLE. Paraguay está expuesto a varios riesgos externos, pero estos tendrían efectos moderados a corto y mediano plazo. Las proyecciones sitúan el crecimiento económico en 4,5% para 2023 y se prevé que la cuenta corriente externa mejore y que la tasa de inflación se reduzca a la meta de 4% del Banco Central a más tardar en el primer semestre de 2024. Mantener políticas fiscales sólidas y creíbles será crucial para salvaguardar el escenario favorable. El sistema bancario puede permanecer estable, solo si se sigue ejerciendo una supervisión sólida y los bancos mantengan salvaguardias internas adecuadas. Será necesario abordar otros riesgos internos mediante la ejecución del programa de reformas estructurales, que incluye medidas para reforzar la gestión de gobierno, reducir la corrupción e intensificar las políticas para amortiguar los posibles efectos del cambio climático en curso.

EVALUACIÓN DEL FMI. Paraguay demostró resiliencia a los recientes shocks externos y sus respuestas de política han sido eficaces y adecuadas. El fuerte descenso de los ingresos de exportación provocado por la sequía de 2022 pudo capearse con éxito gracias a la capacidad de movilización de recursos externos por parte del sector privado, ayudada por el moderado ajuste del tipo de cambio, lo cual se tradujo en una posición de reservas internacionales al final del año mejor de lo que se esperaba. La política fiscal mantuvo un rumbo firme, a pesar de los shocks internacionales de los precios de la energía y los alimentos, respaldando la sostenibilidad de las finanzas públicas. El endurecimiento temprano y proactivo de la política monetaria del Banco Central tiene sus frutos: Descenso constante de la tasa de inflación. Las perspectivas son favorables y apuntan a una convergencia hacia el punto medio fijado para finales de 2023. Además, el sistema bancario de Paraguay mantiene su estabilidad y solvencia.

TAREAS PENDIENTES. Tienen prioridad en la agenda las medidas para contener las pérdidas del fondo de pensiones de la función pública (Caja Fiscal) y los riesgos financieros que emanan de los fondos de pensiones no supervisados. Mejor vigilancia y gestión estratégica de las empresas públicas pueden reducir los riesgos fiscales. Incrementar la recaudación tributaria interna es esencial para proporcionar inversión suficiente en infraestructura, salud y educación, lo cual aumentaría la productividad para generar crecimiento futuro y prosperidad compartida. Paraguay presenta tasas de informalidad, desigualdad y pobreza elevadas. En respuesta a tales dificultades, el país viene implementando medidas para mejorar la eficiencia del gasto social, ampliar su alcance a otras poblaciones vulnerables, mejorar la focalización de programas sociales, promover mayor formalización de la economía y reforzar la inclusión financiera.

Se inició este análisis de coyuntura con la columna del 30 de abril de 2023.

Más contenido de esta sección
No se admitirá a homosexuales. Tampoco chicos con aritos ni tatuajes. No se admitirá a jóvenes que solo hablen guaraní o aquellos que visten todo de negro, se pinten el pelo o usen ropa oversize. No se admitirá nenes que usen camiseta rosa o niñas que lleven el pelo corto como varones o usen piercing o cualquier otra “cosa rara” que pueda incidir en el resto del grupo.