Sucesos

En entrevista exclusiva, Marabel niega haber cometido el quíntuple crimen

El principal sospechoso de la muerte de cinco personas rompió el silencio desde la cárcel de Emboscada. Afirmó que duerme tranquilo y habló que la familia asesinada recibía reiteradas amenazas.

“Solamente quiero aclarar que yo no tuve nada que ver con esas muertes”, dijo Bruno Marabel en una entrevista exclusiva con Telefuturo y Radio Monumental desde la cárcel de Emboscada, donde está recluido por ser considerado como el principal sospechoso del quíntuple crimen ocurrido en una vivienda de la casa ubicada sobre la calle Oliva, de Asunción.

En una de las salas del penal, vestido con una remera negra y sin alterarse en ningún momento, Marabel rompió el silencio luego de estar más de 20 días preso y dio a entender que el crimen se realizó por un ajuste de cuentas. “Esa familia tenía bastantes amenazas, no solamente este año, no solamente acá en Paraguay, sino internacionalmente. Mandaron presos a abogados, jefes militares, jueces. Esa familia tenía muchos rivales”, detalló ante Carlos Báez y Roberto Coronel.

Julio Rojas, Elba Rodas, Dalma Rojas y los dos hijos menores de esta fueron hallados muertos el pasado 8 de octubre.

Bruno fue detenido esa misma noche, cuando intentaba huir hacia Argentina y considerado el principal sospechoso del crimen, ya que él vivía en la conocida como la Casa del Horror.

“Hasta ahora yo todas las noches pienso cómo carajo pasó eso. Una sola persona no pudo haber hecho todo eso. Fue muy bien planeado. Yo estoy acá pagando el pecado de otro”, dijo en otro momento el hombre.

A pesar de estar recluido en una de las cárceles más temidas del país y con la lupa de la sociedad sobre él, Marabel, dice estar tranquilo y que se pasa los días en la cama de su celda. “Me preguntan: ‘¿cómo podés dormir si mataste a dos niños y tres personas adultas?’. Las 24 horas estoy durmiendo porque no hice nada”, expresó.

Ya no eran pareja. Bruno aceptó que mantuvo en su momento una relación con Dalma, una de las fallecidas pero dijo que hacía mucho tiempo que ya no eran pareja y que se había casado con ella solo para ayudarla. “Relación de pareja no llegamos a tener, porque le gustaba estar conmigo y otras personas. Me casé porque me dijo que las criaturas que ella tenía, su mamá le quería quitar. Me dijo si no le podía ayudar para casarme con ella para que no le saquen”, agregó.

El ambiente en la hoy conocida como la Casa del Horror no era la mejor según detalló el hombre durante la entrevista.

Manifestó que luego de las peleas, tanto Dalma como sus padres solían ausentarse por varios días de la casa que compartían para ir a otras propiedades que tenían en Luque, J. Augusto Saldívar, Ciudad del Este y Fernando de la Mora.

Sobre el 28 de setiembre pasado, sostuvo que trabajó hasta las 2.00, luego salió con una amiga y fue a dormir a la casa de ella. Al día siguiente, el 29 de setiembre, fue a las 9 de la mañana a su local de trabajo.

Ese mismo día comenzó una relación con Alba Rosalía Armoa, a quien invitó a pasar unos días con él en la casa. En realidad, no le llevé a vivir en casa (a Alba). Le dije: 'Vamos a hacer una joda en casa'; me dijo que sí. Después, ella se quedó nomás ya ahí”, reveló.

Según la policía, confesó el crimen
Luego de su detención, Bruno Marabel mantuvo una conversación con los policías de Investigación de Delitos que estaban asignados al caso. El comisario Sergio Insfrán, uno de los investigadores, había afirmado a los medios que el propio Bruno había confesado a los intervinientes que él asesinó a toda la familia. Aunque el jefe policial, en su momento, no entró en mayores detalles, indicó que el joven mencionó que primero asesinó al hombre, que sería el padre de Dalma, con un cuchillo. Sin embargo, se desconoce cómo hizo con el resto de los fallecidos. El abogado Christian Patiño, que fue el segundo que tomó la defensa de Bruno, también dijo en su momento que cuando habló por primera vez con su cliente este le confesó que no había asesinado a los dos niños de 6 y 4 años que recibieron múltiples puñaladas.

No hay fecha para audiencia de Bruno en la Fiscalía
El abogado Christian Patiño, que representa legalmente a Marabel, confirmó que aún no hay fecha para que su cliente declare ante la fiscal Esmilda Álvarez, encargada de investigar el crimen. Bruno aún no compareció ante la agente del Ministerio Público, como sí lo hicieron Araceli Sosa, Alba Armoa y Marcelo Sosa, que también están imputados por el caso.Las dos mujeres, que trabajaban en la misma empresa que el principal sospechoso, están recluidas en la cárcel del Buen Pastor, mientras que Sosa, hermano de Araceli, también está en Emboscada.En repetidas ocasiones, Álvarez manifestó a los medios que, según las investigaciones, hay demasiados elementos que relacionan a Bruno con el quíntuple crimen. “Cada vez hay más elementos de que fue el autor o estuvo participando”, había afirmado a ÚH.

Dejá tu comentario