21 abr. 2024

El 70% de la población de Gaza está desplazada y la mitad de casas destruidas

Un 70% de población de Gaza está desplazada y la mitad de sus viviendas están total o parcialmente destruidas por bombardeos israelíes tras 16 días de guerra entre Israel y el grupo islamista Hamás, dijo hoy la Oficina de Prensa del Gobierno de Gaza.

Israeli airstrikes on Gaza City

Desde que empezó la guerra, 4.651 palestinos han muerto en Gaza.

Foto: EFE

Esto implica el desplazamiento interno de al menos 1,4 millones de personas entre los 2,3 millones de habitantes de Gaza.

En torno a la mitad de ellos están refugiados en 217 centros de acogida, y el resto han sido acogidos en casas de familiares, amigos o conocidos, añadió el portavoz de Ejecutivo de la Franja, controlada por Hamás.

Desde que empezó la guerra, 4.651 palestinos han muerto en Gaza a causa de los bombardeos indiscriminados de Israel, entre ellos 1.873 niños, 1.023 mujeres y 187 ancianos; y otros 14.245 han resultado heridos, según el último recuento del Ministerio de Sanidad de la Franja.

Además, 31 mezquitas resultaron destruidas y tres iglesias fueron dañadas, después de que los últimos tres días hubiera una intensificación de los bombardeos aéreos sobre el enclave, denunció la misma fuente, que acusó a Israel de “no tener líneas rojas”.

Según detalló, unas 164.000 viviendas “fueron dañadas parcial o completamente”, y 5.635 edificios residenciales quedaron “totalmente demolidos”. También se vieron destruidas o sufrieron graves daños unas 67 sedes gubernamentales, decenas de instalaciones y servicios públicos que componen la frágil infraestructura civil del lugar.

A esto se añaden 176 escuelas “que sufrieron daños, 30 de las cuales están fuera de servicio” debido a los ataques.

El Ejército israelí atacó en los últimos días más de 15 “áreas vitales con presencia de civiles”, entre ellos los que “hacían cola”, donde hubo “decenas de muertos y cientos de heridos”, detalló el portavoz del Gobierno gazatí, Salama Maarouf.

Por otro lado, un portavoz militar israelí señaló hoy que el Ejército se centra en acelerar el ritmo de ataques “contra decenas de objetivos terroristas” y milicianos palestinos de alto rango.

Según remarcó, en las últimas horas mataron a decenas de miembros de las milicias, entre ellos a dos operativos de Nukhba, fuerzas de élite de Hamás que se considera que lideraron el duro ataque contra Israel que hizo estallar la guerra el pasado 7 de octubre.

También mataron durante la noche al subcomandante de la fuerza de lanzamiento de cohetes de Hamás, llamado Mohamed Qatmash.

Desde que estalló la guerra hace más de dos semanas, más de 1.400 personas murieron en Israel, al menos 210 están secuestradas y un centenar desaparecidas.

Fuente: EFE.

Más contenido de esta sección
Después de 50 horas de redada israelí, 14 palestinos muertos, ambulancias retenidas y medio centenar de viviendas destruidas, los habitantes de Nur Shams –campamento de refugiados palestinos creado en el noroeste de Cisjordania ocupada– pudieron este domingo al fin abandonar sus casas y contemplar un barrio arrasado.
Rusia advirtió a Estados Unidos, que aprobó el sábado un nuevo paquete de ayuda militar de USD 61.000 millones para Ucrania, que su actual apoyo a Kiev terminará en un “fiasco” tan sonado como en las guerras de Vietnam y Afganistán.
Dos personas murieron y seis resultaron heridas en un tiroteo el sábado, durante una fiesta de barrio en la ciudad estadounidense de Memphis, informó la Policía.
Un equipo de científicos chinos ha descubierto 46 lagos subglaciales bajo la placa de hielo de la Antártida empleando un nuevo método de análisis que mejora la exactitud de la búsqueda, recogen este domingo medios locales.
El Papa afirmó este sábado, ante “el peligroso conflicto global a pedazos, al que no podemos asistir inertes” se necesita una “diplomacia de la cultura” al recibir a los miembros del Pontificio Comité de Ciencias Históricas.
La Guardia Costera de Estados Unidos abrió este viernes un tercer canal temporal alternativo en el río Patapsco que proporcionará acceso limitado al puerto de Baltimore para embarcaciones comerciales, mientras se continúa la limpieza de los escombros del colapsado puente.