Política

Denuncian que el cartismo intenta boicotear la investigación a Messer

El diputado cartista Walter Harms decidió renunciar a la comisión y no apareció en las reuniones. Apenas se confirmó que Friedmann estaría al frente, Honor Colorado pidió incluir a Sergio Godoy.

Desde el momento en que se presentó la propuesta de crear una comisión que investigue a Darío Messer y su posible vinculación con el lavado de dinero, el cartismo hizo todo lo posible para que no corra.

De hecho, este proyecto surgió durante el mandato del entonces presidente Horacio Cartes, y se estuvo dilatando en lo que respecta a la integración de miembros en Senado y luego en Diputados.

Tras la conformación, se dio un nuevo boicot por parte del sector de Honor Colorado, ya que uno de sus referentes Walter Harms anunció su renuncia y no se presentó a ninguna de las reuniones.

Con cinco miembros, dos de ellos diputados y tres senadores, se dio la primera reunión en la que se eligió a Rodolfo Friedmann, de Colorado Añetete, como el presidente de la comisión.

Llamativamente, en la sesión del jueves pasado, el cartismo volvió a reclamar un espacio, y se propuso al senador Sergio Godoy.

Ayer, se realizó la reunión en la que tenían que definir la metodología del trabajo, pero sin duda el principal cuestionamiento giró en torno a la exigencia de los cartistas.

Messer había sido calificado por Cartes como su “hermano del alma”, y sobre el punto la diputada liberal Celeste Amarilla considera contraproducente que un afín al ex mandatario integre la comisión.

“Hay un manto de duda sobre la actuación de Sergio Godoy en esta comisión”, consideró la legisladora.

Sostuvo que como Harms es diputado tiene que ser reemplazado por otro diputado, y no por un senador.

Trajo a colación que su correligionario, el senador Fernando Silva Facetti le confesó que quería renunciar a la comisión para que ingrese en su lugar Godoy.

“Me voy a oponer porque, claro, vas a poner a una persona muy vinculada a los que presumimos tienen algo que ver con el señor Messer”, reclamó la diputada.

“La ley no dice sobre qué tipo de vinculación tiene que tener, pero la lógica te dice”, consideró, poniendo como ejemplo que en el Poder Judicial los jueces se apartan y los abogados recusan.

“De cualquier otro sector, pero no del sector de Honor Colorado, justamente porque hay una presunción, incluso de la Fiscalía, de que habría un nexo entre el señor Cartes y el señor Messer. No puede ser parte de la investigación alguien de ese movimiento”, insistió Amarilla.

Alegó que la comisión puede funcionar con cinco miembros, y que en todo caso que se sume un representante de la tercera fuerza en Diputados.

temen trabas. Friedmann remarcó que Harms no asistió a ninguna de las reuniones, y que en todo caso los diputados deberían oficializar su renuncia o una nueva vinculación en su lugar.

Consultado si todavía se podría sumar un miembro más, remarcó que no quería adelantar. “Políticamente tiene que tener unos oídos, vista y otros sentidos dentro de la comisión”, dijo por Cartes.

“Espero que no sea con la intención de obstaculizar la investigación”, señaló.

“Se podría aumentar uno o dos miembros (en la comisión), pero hay que ver qué queremos. Si queremos que no se haga nada o que se hagan las cosas”, consideró.

“Aquí hay intención lastimosamente de tratar de embarrar este tema. Como presidente de la comisión no me voy a prestar. El tema político es aparte”, sentenció.

Jorge Querey, del Frente Guasu, no descartó que se pueda convocar en algún momento dado a Cartes y a otras personas si es que de alguna manera salta una eventual vinculación.

Manifestó que están pidiendo apurar los pedidos de informes que se presentaron a distintas instituciones, como Superintendencia de Bancos, Seprelad y Senad, para recabar todos los datos posibles.

Dejá tu comentario