Edición Impresa

“Debemos ser estrictos, dejar las farras, es un momento terrible”

 

Para el doctor Carlos Pallarolas, neumólogo del Hospital Regional de Ciudad del Este, miembro del equipo de trabajo contra el Covid-19 de la Décima Región Sanitaria, lastimosamente la gente mezcló las denuncias de corrupción y el cumplimiento del protocolo sanitario.
Las constantes aglomeraciones de personas, sin ningún tipo de cuidado, asegura, le pasó la factura a la comunidad, provocando una rápida dispersión del virus que hoy está en todos los barrios de la capital departamental. Espera que la gente se cuide en lo que resta de la cuarentena restrictiva, de manera a aplanar la curva de infectados y seguir avanzando.

–¿Qué no se entendió?, ¿dónde falló el mensaje sobre cuidarse, doctor?

–Para mí, la gente mezcló el famoso tema de la corrupción con la enfermedad y eso es lo que no está bien. No podemos mezclar. Si yo sé que un tipo no me va a cuidar, entonces me voy a cuidar yo, es la lectura que le doy. Si yo veo que me viene de frente un camión, no puedo decir este tipo está loco y dejar que me atropelle, tengo que salir de su camino, protegerme. Lastimosamente se mezclaron las cosas. Tenemos que ser muy estrictos, tenemos que dejar las aglomeraciones, tenemos que dejar las farras. Este es un momento terrible para eso. Nada de farra, nada de aglomeraciones, nada de eventos. Estamos ante una circulación comunitaria muy importante y tenemos que suspender esas cosas. No podemos estar macaneando, vamos a trabajar para llevar el pan a nuestra casa, pero dejemos de joder. Tenemos que ser claros y contundentes en ese sentido.

–¿Qué nos espera en los próximos días en Ciudad del Este?

–Una semana muy candente, bastante pesada, delicada, crítica. No se puede decir más que cuidarnos, seguir las medidas sanitarias, no bajar la guardia, es lo único que nos queda, esa es nuestra realidad. No dejemos de usar el tapabocas, es algo fundamental porque es la mejor forma de protección, no hay de otra. Puede empeorar, estamos con muchos pacientes y con cuadros delicados. Esta fue la semana a 15 días de una manifestación terrible, después la semana pasada tuvimos otra vez manifestaciones y bueno, esto ha traído cola y va a traer de nuevo. Lastimosamente. Tenemos que cuidarnos, esa es la realidad de la milanesa, si nos cuidamos reducimos la posibilidad de infectarnos. Al cerrar la primera semana de la fase 0.5 se observa que por lo menos en horas de la noche la gente está respetando, está dejando de circular. De noche sigo trabajando y veo que hay mucha menos gente circulando, con relación a la semana anterior, donde la circulación era terrible, donde todo el mundo viva la pepa.

–¿Por qué se presentan cuadros gripales muy severos?

–Estamos teniendo cuadros respiratorios terribles. Vemos tomografías con pulmones destrozados. Nos llegan pulmones muy, muy terribles, entonces eso quiere decir que hubo una alta carga viral y una replicación muy importante los días previos, entonces eso tiene sus consecuencias. Las gripes dejaron de ser comunes y pasaron a ser neumonías y por eso vemos cuadros muy terribles.

Cuando nos llegan pacientes así en esas condiciones van prácticamente directo a terapia. Y en esa situación ni los respiradores nos salvan, aunque tengamos 50. Lo habíamos hablado unas mil veces, no va a ser la solución tener 800 o 1.000 respiradores, porque no lo es, como sí lo es cuidarse, cuidarse y cuidarse. Las gripes dejaron de ser simples, porque pueden ser un Covid, ese es el problema y hoy la mayoría de las camas de UTI están ocupadas. Las terapias están ocupadas, las camas de sala común, hay disponibles, pero con alta probabilidad de ser todas ocupadas.

–¿El laboratorio a ser habilitado nos va a ayudar en esta situación?

–Nos va a ayudar a tener una radiografía de lo que está pasando, pero tampoco no nos sirve de nada si la gente no se cuida. De qué nos sirve tener un laboratorio que nos diga cuántos están infectados si la gente no se cuida, tenemos que cuidarnos. Lo dijimos y lo vamos a seguir diciendo, al Covid-19 lo ganamos en la calle. El laboratorio nos va a ayudar enormemente para poder identificar a las personas que se van a llevar el reposo, para que se aíslen, fantástico, pero nosotros tenemos que tomar las medidas necesarias y no infectarnos. Estamos viendo que gente muy joven se está infectando lastimosamente y gente sin comorbilidades, sin enfermedades previas. El Covid, disculpe la expresión, es una enfermedad de mierda, que te sorprende cada día con una cosa. Como dice el doctor Fusillo, un día nos enamoramos porque encontramos algo que puede ser la solución, pero a la tarde ya nos desenamoramos otra vez porque había sido no pasaba nada y esa es la realidad. Nos encontramos con sorpresas y lo peor de todo es que algunas veces también tenemos gente de mierda que en vez de ayudar no colabora.

–¿Es posible revertir el momento que vive el departamento?

–Con cuidado la curva se puede bajar, porque lo que hagamos ahora lo veremos en 15 días. En este momento tenemos que cuidarnos, usar tapabocas, lavarnos las manos y evitar aglomeraciones. Dios quiera que la gente tome conciencia, es lo único que le pido a la gente, cuidémonos.

Hoy es el momento de cuidarnos, para que de aquí a 15 días podamos ver los resultados en cuanto a descenso de todo esto. Yo siempre suelo decir que Dios es paraguayo y nos ayuda, tenemos hoy en día alta temperatura, eso nos va a ayudar enormemente.

El coronavirus y sus compañeritos son virus muy afines a la temperatura gélida; cuando tenemos altas temperaturas comienzan a disminuir, porque el ambiente disminuye. Entonces sí podemos tomar las medidas necesarias, vamos a ver también el resultado en breve. Lastimosamente los casos que van saltando son el reflejo de las concentraciones y manifestaciones, donde hubo mucha aglomeración, sin ningún tipo de cuidado. Lastimosamente es así. Lo que decíamos en el aquel momento, de que si hacemos concentraciones que nos cuidemos, nada de tirar el tapabocas como forma de protesta, sino por el contrario usar el doble, para que dentro de 15 días estemos todos juntos todavía.


Vemos tomografías con pulmones destrozados. Nos llegan pulmones muy, muy terribles, entonces eso quiere decir que hubo una alta carga viral y una replicación muy importante los días previos, entonces eso tiene sus consecuencias (...)Cuando nos llegan pacientes así en esas condiciones van prácticamente directo a terapia.

Secuela. Neumólogo anticipa semana muy crítica tras manifestaciones en el Este y falta de cuidado.

Batalla. Advierte que solo respetando medidas sanitarias se podrá aplanar la curva de contagios.

Perfil
Carlos Emilio Pallarolas
Médico neumólogo del Hospital Regional de Ciudad del Este y miembro del equipo de trabajo contra el Covid-19 en la Décima Región Sanitaria. Estudió Medicina en la Facultad de Ciencias Médicas de la Universidad Nacional de Asunción. Se desempeñó en el Hospital de Clínicas y en el Sanatorio Central. Oriundo de Itá, vive en CDE.

Entrevista al doctor Carlos Pallarolas

Dejá tu comentario