Arte y Espectáculos

Pronta partida de la destacada cineasta paraguaya Renate Costa

 

En la madrugada de ayer murió la destacada directora de cine nacional Renate Costa, en Francia, a consecuencia de un cáncer contra el que luchó por cinco años. Su documental Cuchillo de palo fue su obra cumbre, en la que presentaba la historia de su tío homosexual y la represión que sufrió durante la dictadura de Alfredo Stroessner (1954-1989). La comunidad cultural y artística expresó su pesar por la pronta partida de la cineasta.

Según manifestaron sus familiares, el cuerpo de la directora no será traslado a Paraguay y será enterrado en Francia. Recientemente, amigos y allegados suyos organizaron una rifa solidaria para costear el viaje de su madre a París, para que acompañe a su hija en sus últimos días. La joven referente del audiovisual paraguayo tenía 39 años y deja a un hijo de 6 años.

Renate se desempeñaba como guionista, productora y directora de cine. El documental Resistente, estrenado en el 2012; además de Cándido López – Los campos de batalla, del 2005; y el corto Olga, del 2017, hacen parte de su filmografía.

De igual manera, Costa trabajó en el corto documental Che Yvotymi y dirigió la serie de documentales televisivos del formato Historias del Camino, emitido por Telefuturo. Su último trabajo es el filme Boreal, que aún no ha sido estrenado. La película, producida por Renate, se filmó en el Chaco, con la dirección de Federico Adorno.

ÉXITO. Estrenada en el 2010, su opera prima Cuchillo de palo fue estrenada en la Berlinale, el festival internacional de cine de Berlín, para luego acumular una serie de premios en importantes certámenes internacionales en donde se presentó el filme, como en Málaga, Buenos Aires, Lima, Guadalajara, Cannes, entre otros. En su propuesta fílmica, la documentalista rinde un homenaje a su tío Rodolfo, el único que no siguió los pasos de su abuelo que era herrero, ya que tenía el deseo de ser bailarín.

A lo largo de 93 minutos la directora ahonda en la vida de Rodolfo y se encuentra con aquel paraguayo de los años 80, bajo la dictadura de Alfredo Stroessner, en la que su familiar estuvo incluido en la lista de los 108 homosexuales, lo que llevó a su arresto, tortura y discriminación. A través de su película, la directora confronta generaciones y pone en discusión la represión promovida por el régimen stronista.

REPERCUSIÓN. Ante el anuncio del fallecimiento de la joven directora paraguaya, en el transcurso del día, las redes sociales fueron invadidas con diferentes manifestaciones de pesar, afecto y respeto.

“Podría recordar mucho de Renate Costa, pero hoy todo me parece insuficiente”, manifestó el director Ray Armele a través de un posteo en el Facebook, en el que se refirió a la misma como una alumna “inquieta y creativa, con muchísimas ganas de aprender y una mente despierta ágil, con ideas y talento”. Destacó además su gran aporte al cine nacional a su corta edad. “Quizás este mundo ya le quedó pequeño y se fue volando al infinito, buscando otros aires y otras estrellas”, acotó.

Por su parte, la también cineasta Dea Pompa expresó: “Qué tristeza, por todos lados, se me desparrama”, a través de un texto publicado en la misma red social, en la que recuerda haber conocido a Costa en Barcelona. “Recuerdo cuando estando yo en terapia por diabetes, Renate fue una de las pocas personas en ir a visitarme”, resaltó al mismo tiempo de manifestar “tristeza a los que quedan sin tu presencia”, al referir sobre la prematura partida de la documentalista.

Igualmente, el director de la premiada cinta nacional Las herederas, Marcelo Martinessi, también se manifestó sobre la partida de su colega en el Twitter y expresó: “Te aplaudimos Re, a pesar del enorme vacío. Y celebramos tu obra que vivirá para siempre”.


La comunidad cultural está de luto. La directora, guionista y productora falleció ayer en Francia a los 39 años. Dirigió el premiado documental nacional Cuchillo de palo, además de otras producciones.

Opinión
Opinión

La emotiva despedida de una amiga
En un emotivo texto, a través de su perfil en el Facebook, la actriz paraguaya radicada en Francia, Belén Cubilla, recordó su convivencia con aquella a quien calificó como su amiga.
“La vi llegar llena de proyectos, nunca perdió la luz de sus ojos. La vi ser mamá, la vi aprender francés, la vi enamorada de Luis, enamorada de los barrios de Montreuil”, relató, al mismo tiempo de destacar su personalidad. “Hoy me toca recordarla y apreciar sus enseñanzas. Hace unos años Renate se volvió muy sabia, apreciaba la vida en los mínimos detalles, cuando caía la lluvia ella paraba de hablar y decía: ‘Espera un poco voy a escuchar la lluvia’, luchó como nadie frente a la enfermedad, nunca la escuché quejarse, solo hablaba de lo positivo”, resaltó la intérprete que exhortó en memoria de la directora: “Que viva Renate en nuestros corazones”.

Dejá tu comentario