18 abr. 2024

Nenecho hará nuevo bicicleteo para pagar deudas por G. 195 mil millones

Emisión de bonos será para saldar cuentas de periodos anteriores. Cuestionan alto interés y pago de deuda a pesar de que algunos proyectos no se concretaron y no se informa qué pasó del dinero.

Sin obra. Parte de endeudamiento del G3 fue para veredas inclusivas en calle Moquio.JPG

Sin obra. Parte de endeudamiento del G3 fue para veredas inclusivas en calle Moquio.

La Junta Municipal de Asunción aprobó que la Intendencia de Oscar Nenecho Rodríguez adjudique a Valores Casa de Bolsa SA, la emisión y colocación de bonos por un monto de hasta G. 195.000 millones.

El nuevo bicileteo será para pagar las deudas por la emisión de los bonos de administraciones anteriores: G3 (G. 20.000 millones), G4 (100.000 millones), G5 (50.000 millones) y G6 (25.000 millones).

¿Dónde está el dinero ya prestado? ¿Dónde están las obras que deberían hacerse con los préstamos anteriores? Fueron cuestionamientos que realizó el concejal Álvaro Grau (PQ) quien mocionó por el rechazo del dictamen.

Citó por ejemplo el proyecto de veredas inclusivas en la calle Morquio, donde funcionan instituciones educativas para personas con discapacidad visual. Grau precisó que si bien ya es otra la administración, la institución es la misma y alguien debe responder sobre el dinero que no se utilizó para la obra proyectada.

En el 2016, periodo de Mario Ferreiro, figuraba la construcción de aceras inclusivas por un monto de G. 618.184.245, como parte del paquete de proyectos por el cual se emitió el bono G3 por un monto total de G. 40.000 millones.

El edil Pablo Callizo (PQ) agregó que puentes vehiculares de hormigón armado son parte de otro proyecto por el cual se contrajo la deuda, sin embargo, no se realizó la construcción.

Finalmente, con 17 votos a favor, una abstención y cinco en contra se aprobó la adjudicación a la casa de bolsas.

Intereses

Callizo consideró muy alto el interés a pagar: 16,80%, que significa un total de G. 155.708.424.662, y equivale al 80% del préstamo. Estimó que se terminará de pagar en 12 años, aproximadamente, esta nueva deuda.

Agregó que existen rubros que no se suelen cobrar por este tipo de trabajos, como: asesoramiento legal, suscripción en firme.

Cuestionó que se pagará además a la casa de bolsas emisora una altísima comisión por este trabajo, G. 4.401.525.000. “Esto representa un 2,26% del monto total, sin embargo, según el reglamento general del Mercado de Valores la Comisión de Corretaje puede llegar solo hasta el 0,80%”.

Al respecto, el concejal cartista Enrique Berni justificó que los intereses son altos porque el mercado bursátil así lo fija. Dijo que se recurrió a un dictamen del Banco Central del Paraguay (BCP) para saber si la tasa se ajusta a lo que se ofertó para esta emisión y la banca matriz expuso que es lo que fija el mercado bursátil en este momento.

La concejala Paulina Serrano (PQ) recordó que decidir sobre la emisión de bono en sí se trató a las apuradas en un momento cuando las condiciones no eran las mejores y como consecuencia ahora se tienen intereses, comisiones y precios de colocaciones altos.

Planilleros

La edil Jazmín Galeano (PEN) mencionó que mientras se quiere disminuir la deuda municipal, meses atrás se aprobó la ampliación para salarios de manera indiscriminada para todo el funcionariado.

Señaló que así como existe gente trabajadora, el Municipio también está lleno de planilleros.

“Vamos a aprobar una deuda, y luego vamos a aprobar otra suba de salarios porque presionan los sindicatos. Si la Intendencia quiere optimizar recursos puede empezar por la liquidación de los planilleros”, sentenció.

120.000 millones de guaraníes es el total de la deuda por las emisiones G3 y G4 que ahora serán pagadas en sus totalidad.

75.000 millones de guaraníes es la deuda por bonos G5 y G6; este monto significa solo el pago parcial del compromiso.

Más contenido de esta sección
Las ventas al público en los comercios pyme de Argentina cayeron un 25,5% interanual en febrero pasado, golpeadas por la pérdida de poder adquisitivo de los consumidores a causa de la elevadísima inflación, y acumulan un declive del 27% en el primer bimestre del año, según un informe sectorial difundido este domingo.
El mandatario decidió crear el fondo nacional de alimentación escolar esperando un apoyo total, pues quién se animaría a rechazar un plato de comida para el 100% de los niños escolarizados en el país durante todo el año.
Un gran alivio produjo en los usuarios la noticia de la rescisión del contrato con la empresa Parxin y que inmediatamente se iniciaría el proceso de término de la concesión del estacionamiento tarifado en la ciudad de Asunción. La suspensión no debe ser un elemento de distracción, que nos lleve a olvidar la vergonzosa improvisación con la que se administra la capital; así como tampoco el hecho de que la administración municipal carece de un plan para resolver el tránsito y para dar alternativas de movilidad para la ciudadanía.
Sin educación no habrá un Paraguay con desarrollo, bienestar e igualdad. Por esto, cuando se reclama y exige transparencia absoluta en la gestión de los recursos para la educación, como es el caso de los fondos que provienen de la compensación por la cesión de energía de Itaipú, se trata de una legítima preocupación. Después de más de una década los resultados de la administración del Fonacide son negativos, así como también resalta en esta línea la falta de confianza de la ciudadanía respecto a la gestión de los millonarios recursos.
En el Paraguay, pareciera que los tribunales de sentencia tienen prohibido absolver a los acusados, por lo menos en algunos casos mediáticos. Y, si acaso algunos jueces tienen la osadía de hacerlo, la misma Corte Suprema los manda al frezzer, sacándolos de los juicios más sonados.
Con la impunidad de siempre, de toda la vida, el senador colorado en situación de retiro, Kalé Galaverna dijo el otro día: “Si los políticos no conseguimos cargos para familiares o amigos, somos considerados inútiles. En mi vida política, he conseguido unos cinco mil a seis mil cargos en el Estado...”. El político había justificado así la cuestión del nepotismo, el tema del momento.