19 abr. 2024

Las supersticiones del viernes 13 o martes 13: ¿Cuáles son sus orígenes y diferencias?

Prácticamente en todo el mundo, pero dependiendo de cada zona geográfica, las supersticiones tanto del viernes 13 como del martes 13 se hicieron muy famosas y ambos días son considerados de mala suerte. Pero, ¿de dónde y cuándo provienen dichas creencias y en qué se diferencian?

Viernes 13 o martes 13.jpg

El viernes 13 o martes 13 son fechas asociadas a la mala suerte.

Foto: Gentileza

En la actualidad, prácticamente a nivel mundial, tanto el martes 13 como el viernes 13 de cualquier mes son consideradas fechas fatídicas o peligrosas. Ante esto y la famosa frase de “no te cases ni te embarques”, una pregunta que acostumbramos a hacernos es ¿por qué el número 13 está tan asociado a la mala suerte?

La atribución a una u otra fecha depende de cada zona geográfica, y principalmente en países como España, Grecia, Argentina, Paraguay, Chile y otros de la región sudamericana la supuesta mala suerte es del martes 13, mientras que en naciones anglosajones, como Estados Unidos o Inglaterra, se le atribuye más al viernes 13.

Aunque sus connotaciones se relacionan con una serie de acontecimientos tras otros, el origen de dichas supersticiones se remonta especialmente a escritos de la antigüedad y a las culturas derivadas del cristianismo, según coinciden fuentes internacionales como El Universo, Univisión y El Mundo.

La primera fecha tiene que ver primero con el capítulo 13 de la Biblia de la Iglesia Católica, que habla sobre el Apocalipsis o la venida del anticristo y luego con la mitología griega, en la que la palabra martes deriva del latín “martis dies”, que significa “día de Marte”. Para dicha cultura, Marte es el dios de la guerra y simboliza la destrucción, por lo que la suma del número 13 con el martes supone desgracias.

En cuanto al viernes sumado al 13, esto se remonta principalmente a los relatos bíblicos de la Última Cena, en la que fueron 12 discípulos los que se reunieron con Jesús, sumando entonces 13 presentes. Se trata de la noche en que Judas traicionó a Jesucristo y este último fue crucificado al día siguiente, justamente un viernes.

Puede leer: Homenaje al cine y las supersticiones

Los relatos nórdicos, en tanto, vinculan a la fecha con 13 espíritus del mal, entre los cuales estaba Loki, un personaje relacionado al engaño y la perversión. Según el relato histórico, en una fiesta en Valhalla, un enorme y majestuoso salón en la ciudad de Asgard, conocido como sala de los muertos, solo fueron invitados 12 dioses, no así Loki.

Sin embargo, Loki de todos modos acudió al encuentro, lo que hizo que el dios ciego, llamado Höðr, lanzara una rama que mató a su hermano Balder, provocando a su vez la llegada del invierno al mundo.

Además de dichos orígenes, a lo largo de la historia universal se registraron catástrofes y macabros hechos que hicieron que las supersticiones incluso se vean casi sustentadas, principalmente para el viernes 13.

Por ejemplo, el viernes 13 de octubre de 1307, el rey Felipe IV de Francia ordenó detener y ejecutar a los caballeros de la Orden del Temple, tras ser acusados de herejía y sodomía, con lo que se inició una oscura persecución en la época.

El viernes 13 de diciembre de 1939 se registró el famoso “Viernes negro”, debido al gran incendio forestal en Victoria, Australia, mientras que el viernes 13 de octubre de 1972, un vuelo de la Fuerza Aérea Uruguaya en el que iba el equipo de rugby de ese país se estrelló en la cordillera de los Andes.

Seguidamente, para el viernes 13 de enero de 2012, en un accidente del crucero Costa Concordia murieron 32 personas; y el mismo día, pero un 13 de noviembre 2015 ocurrió el atentado terrorista en París.

¿Qué se recomienda no hacer?

En medio de estas creencias, algunas de las conocidas recomendaciones para evitar tragedias o pasar malos ratos sobre todo los viernes 13 están casarse o viajar. En caso de hacerlo, por lo menos evitar sentarse en el asiento que lleve el 13 o tomar un vuelo que tenga ese número.

Asimismo, se sugiere no levantarse usando primero el pie izquierdo; no pasar por debajo de una escalera; no juntarse entre 13 personas; no poner zapatos nuevos sobre la mesa; no derramar sal; no tener la cartera vacía de dinero.

También están evitar cruzarse con gatos negros; abrir un paraguas debajo del techo; evitar a toda costa romper un espejo; cortar ambos extremos de la barra de pan; dejar un mantel blanco en una mesa durante la noche.

Lo que dice la Iglesia Católica

De acuerdo con lo que señaló Francisco José Delgado, sacerdote de la Arquidiócesis de Toledo, España, a través de la agencia de noticias católica ACI Prensa, para la religión que aglutina a millones de personas en todo el mundo, ambas supersticiones no deben ser creídas por sus fieles.

Lea también: No te cases ni te embarques

Sostuvo que se trata de creencias “contrarias a la religión” y señaló que incluso confiar en ellas “es una ofensa a Dios”. Recordó también que los cristianos ni siquiera deben creer en “la suerte como un destino caprichoso impuesto por fuerzas superiores”, como los astros, dioses, genios o la magia.

“Las supersticiones, como la de los días de mala suerte, aunque muchos las consideren inofensivas, son siempre contrarias a la virtud de la religión. (...) Los cristianos no creemos en la suerte, sino que afirmamos la providencia amorosa de Dios, diciendo con San Pablo que a los que aman a Dios todo les sirve para el bien’”, dijo.

Más contenido de esta sección
La empresa Ochsi confirmó el fallecimiento del cuarto trabajador de la fábrica afectado por la fuga de gas de amoníaco que se produjo en febrero. Otros tres compañeros fallecieron días después de lo sucedido.
Para la senadora Esperanza Martínez, la reculada de los cartistas sobre la restitución de fueros de Erico Galeano, Hernán Rivas y Rafael Filizzola es válida también para devolver a Kattya González su banca en la Cámara Alta.
Un hombre de 36 años fue condenado a 20 años de cárcel tras ser hallado culpable del abuso sexual de su hijastra de 12 años. El hecho ocurrió en la ciudad de Concepción en el 2021.
En un asalto tipo comando, unos seis hombres encapuchados dotados de armas largas y en algunos casos vestidos como militares, arrancaron la caja de seguridad de una importante agroindustria de J. Eulogio Estigarribia, del Departamento de Caaguazú.
Miles de familias están afectadas por las inundaciones tras las intensas lluvias en Ñeembucú y los productores de la zona lamentan la falta de asistencia y el abandono total por parte del Gobierno en medio de la crítica situación que atraviesan.
La Policía logró la captura del supuesto líder de una peligrosa banda de asaltantes que cometió varios atracos a comercios ubicados en ciudades de Central.