Nacionales

Juez suspende una vez más audiencia de Rubén Valdez

La audiencia preliminar para Rubén Valdez quedó nuevamente suspendida este jueves. Esta vez, también fue por problemas de salud del procesado.

El juez Mirko Valinotti suspendió este jueves, una vez más, la audiencia preliminar de Rubén Valdez, imputado por lesión del derecho a la comunicación y coacción. El motivo sería un cuadro de gastroenteritis que presenta el capitán, según dijo a Última Hora su abogado defensor, Alfredo Delgado.

El abogado explicó que aún no se fijó nueva fecha para la audiencia, debido a que la agenda del Juzgado está saturada durante el mes de diciembre. “Revisé el sistema hace un rato y efectivamente no hay fechas disponibles en diciembre. Nos dijeron que van a avisarnos”, indicó Delgado. Asimismo, dijo que Rubén Valdez se encuentra con reposo médico en su domicilio.

Puede leer: Suspenden preliminar del capitán Valdez

El pasado 14 de octubre, también fue suspendida una audiencia preliminar de Valdez, tras el pedido de su defensa que alegó que no pudo acceder a los materiales probatorios recolectados por la Fiscalía. Mientras tanto, el 1 de noviembre se suspendió otra preliminar porque el abogado también presentó un certificado médico de su defendido.

La causa de Valdez data del 26 de agosto pasado, cuando fue acusado por la fiscala María Estefanía González, de la Unidad Penal 9 de la sede 1, por los presuntos delitos de lesión al derecho a la comunicación y coacción.

El Ministerio Público indicó que tiene elementos para afirmar que hubo grabación y difusión de imágenes íntimas sin conocimiento ni consentimiento de la víctima, quien sería la ex pareja del acusado y se desempeñaba como comandante de la Primera Compañía de Asunción, del Cuerpo de Bomberos Voluntarios del Paraguay (CBVP).

Nota relacionada: Juez suspende audiencia preliminar del capitán Rubén Valdez

Según los datos que se cuentan en el marco de la investigación, Valdez supuestamente habría obligado a la mujer a realizar actos sexuales en presencia de otras mujeres, amenazándola con publicar sus videos si no accedía a las exigencias realizadas.

Posteriormente, la mujer se percató de que el acusado tenía guardadas todas las grabaciones y fotografías de actos íntimos entre la misma y otras mujeres, en computadora, pendrive y hasta en cedés, e incluso fueron difundidas entre amigos y conocidos.

Dejá tu comentario