Nacionales

Juez debe definir si va a juicio oral profesor investigado por coacción sexual

A más de cinco años de iniciarse el proceso contra el profesor Juan Gustavo Rodríguez Andersen, este miércoles el Juzgado de San Lorenzo definirá si acepta la suspensión condicional del procedimiento propuesto por la defensa o eleva el caso a juicio oral.

La tercera audiencia preliminar en el caso del docente denunciado por una de sus alumnas por acoso se realizó este martes ante el juez penal de San Lorenzo, Juan Francisco Recalde.

Estuvieron presentes la fiscala Viviana Duarte, la querella adhesiva representada por Jorge Bogarín, y por la defensa del acusado Juan Gustavo Rodríguez Andersen estuvo el abogado Juan Ramírez Köhn.

La audiencia, que se realizó por medios telemáticos, se inició cerca de las 9.00 y culminó al mediodía. Tanto la Fiscalía como la querella adhesiva se ratificaron en las acusaciones presentadas y pidieron la admisión de las acusaciones y la elevación de la causa a juicio oral y público.

Por su parte, la defensa del doctor Rodríguez Andersen, luego de hacer algunas consideraciones sobre la calificación del hecho, planteó la suspensión condicional del procedimiento.

Nota relacionada: Tras cinco años de proceso, profesor investigado por coacción tendrá audiencia preliminar

"Los requerimientos de la suspensión condicional del procedimiento hablan de un marco penal de hasta dos años o un criterio de expectativa de la pena, en primer lugar; en segundo lugar se exige la admisión de los hechos, y en tercer lugar se habla de un acuerdo o de una voluntad de reparación de parte del acusado", explicó el abogado Jorge Bogarín.

Señaló que se expuso sobre el criterio de expectativa de pena y además admisión de los hechos por parte del acusado, pero que hubo unas diferencias en el planteamiento de reparación por parte de la defensa. Mencionó que estos están alejados de los planteamientos de la querella adhesiva.

"Entonces, en ese punto no hubo un acuerdo. El juez cerró el acto con la participación de todas las partes y las dos decisiones posibles son las elevaciones de la causa para su discusión en juicio oral y público o si se hace lugar o no la suspensión condicional del procedimiento y ahí se tendría que fijar el nivel de reparación. Esta es una salida anticipada peticionada por la defensa", comentó el letrado.

Lea más en: Fiscal general dictaminó que profesor sea investigado por coacción sexual

Bogarín mencionó el hecho ocurrido el 30 de abril de 2011, y que ya lleva cinco años el proceso con muchas dilaciones, recusaciones y chicanas que se presentaron.

"En la fecha, luego de un sobreseimiento provisional que fue tramitado, que fue apelado, se recusó a los jueces del Tribunal de Apelaciones, y posteriormente confirmados por la Sala Penal de la Corte Suprema de Justicia llegamos a esta audiencia preliminar y la fiscala de la causa acusó por acoso sexual, coacción sexual y violación al doctor Rodríguez Andersen", narró.

Entretanto, la querella adhesiva acusó por coacción sexual y violación en grado de autoría y en grado de tentativa.

Logramos demostrar que Rodríguez Andersen es un acosador

Entretanto, el grupo de apoyo a la víctima durante el proceso festejó el hecho como un logro. "Rodríguez Andersen aceptó el hecho y propone renunciar a la cátedra en Santa Rita y un monto económico que la víctima no acepta por ser mínima", indicaron.

La doctora y docente Gloria Díaz detalló que el grupo se conformó en setiembre de 2015, con el estallido de la Primavera estudiantil, donde se conformó un comité de crisis con profesionales de la salud, médicos, enfermeras, radiólogos, quinesiólogos y otros que apoyaron a los estudiantes en otras denuncias de índole académica como administrativa.

"Ese comité de crisis conformó, con todos los pasos legales correspondientes, una Asociación de Profesionales de la Salud de la Facultad de Ciencias Médicas y el Hospital de Clínicas (Asoclínicas), a través de la cual continuamos haciendo denuncias de las irregularidades administrativas y académicas", precisó.

También puede leer: UNA no te calles: A 5 años de la lucha que fortaleció la voz de los estudiantes

Destacó que en el marco de las denuncias estudiantiles que iban acompañando se encontraron también con el apoyo del Frente de Egresados Universitarios del Paraguay (Feupy).

"A ella (la denunciante) no solo le dimos apoyo en el ámbito jurídico, también con el tema de sus estudios, tratar de conseguir el traslado de la filial a la sede central, cosa que no pudimos lograr a pesar de que el Consejo Superior Universitario pidió que ese reglamento se ajuste para que pueda ocurrir el traslado", lamentó.

Durante este periodo también trataron de que la Universidad Nacional de Asunción acepte un protocolo de actuación contra todo tipo de acoso, el cual se elaboró y fue presentado, pero hasta el momento aún no fue aprobado.

"Es fundamental el apoyo a las víctimas. Estas estudiantes están totalmente vulnerables, indefensas y creo que apoyarlas es algo importantísimo, y también pensando que le puede tocar a nuestras hijas, nuestras nietas, hermanas y nos gustaría que haya gente que las apoyara, que les crean y que se les pueda hacer un acompañamiento en un proceso judicial que desgasta mucho de manera sicológica, física, espiritual y económicamente", apuntó.

Dejá tu comentario