Economía

Falta de sincronización entre Itaipú y Yacyretá causa perjuicio, afirman

 

El ingeniero Orlando Valdés expuso ayer ante la Comisión Especial sobre Hidroeléctricas Binacionales del Parlasur acerca de la situación actual de la sincronización entre Itaipú y Yacyretá, destacando que la no implementación de la misma es un hecho inadmisible, con diversas consecuencias, para los intereses del Paraguay.

Tras ser consultado sobre las razones por las que no ocurre que ambas centrales hidroeléctricas funcionen en la misma frecuencia o sincronía y los daños que ello ocasiona, el experto explicó que eso solo puede ocurrir por intereses superiores para no obrar en esa dirección, para “que no use la energía barata de Yacyretá”, que al ser retirada en su totalidad por Argentina no pagan lo correspondiente a intereses espurios, y eso perjudica al país.

CAMBIOS. También se aclaró que Paraguay efectivamente usa más energía de Itaipú y eso se debe a que el sistema nacional no está sincronizado, pues la ANDE podría emplear los recursos de Yacyretá, que en ocasiones o periodos el costo de la energía producida por esta última central es más barata que la de Itaipú.

Por su parte, Ricardo Canese, quien presidió el encuentro de ayer, recalcó la importancia de la sincronía, la cual debió implementarse desde 1994 y lamentó que la actual administración, pese a realizar todos los trabajos de interconexión, no implementa en los hechos la sincronización.

DEUDA. Con lo relacionado a la deuda de USD 535 millones que reclama Eletrobras, compañía eléctrica de Brasil, que le sería imputable a Itaipú o directamente a la ANDE, Valdés explicó que los brasileños aducen que, en sucesivos años, pagaron más por la energía que efectivamente contrataron. En tal sentido, se dio en varios años esa acumulación.

A modo de ejemplo, señaló que en el 2020 Brasil pagó por el 88% de la producción de Itaipú, mientras que Paraguay pagó por el 12%, cuando que en los hechos usó solo el 79% y Paraguay el 21%, con el agravante de que en estos años no hubo energía adicional a la contratada (la “energía barata”) por la baja hidraucilidad, según dijo el ingeniero Canese.

ANEXO. Otro punto abordado fue la deuda reclamada por Eletrobras a la ANDE (por haber utilizado el Brasil menos energía de la que había pagado), que ubica al Paraguay en una situación de debilidad al momento de la revisión del Anexo C de Itaipú, en el que se establece el costo de la energía para ambos países. La Comisión del Parlasur acordó seguir con estas charlas para plantear políticas nacionales e instar al Ejecutivo y Legislativo, según destacó Canese.


LAS CIFRAS
535 millones
de dólares es la deuda reclamada por la firma brasileña Eletrobras a la Itaipú y ANDE por pagar de más por energía.

88%
de la producción de Itaipú fue pagada por Brasil en 2020, pero llegó a emplear solo el 79% de la energía producida.

La falta de sincronización entre las hidroeléctricas de Itaipú y Yacyretá provoca perjuicio al país, debido a que no se dispone de un sistema eléctrico más eficiente y a menor costo, según dicen los expertos.

Dejá tu comentario