Economía

“El paraguayo piensa que es demasiado difícil hacer negocios en EEUU”

Los inversionistas latinoamericanos tienen oportunidades de ingresar a Estados Unidos, pero con un asesoramiento previo sobre cómo operar en un sistema económico flexible, pero a la vez exigente.

Desde su estudio Melga Law, en Miami, Florida, la paraguaya Fernanda Melgarejo asesora a inversionistas de varios países latinoamericanos. Recientemente estuvo de visita en Paraguay para reunirse con empresarios que tengan interés en hacer negocios en Estados Unidos. En esta entrevista compartió algunos obstáculos que persisten, así como recomendaciones para quienes pretendan expandir sus operaciones.

–¿Cómo es el sistema de negocios en comparación a América Latina?

–Hay tres ejes fundamentales que una persona extranjera debe tener en cuenta si está buscando expandir sus operaciones o hacer inversiones en Estados Unidos. Se debe entender cómo funciona el derecho corporativo, el sistema tributario y la parte migratoria, porque la Visa de turista restringe bastante. Es sumamente diferente a América Latina. Si bien es más fácil hacer negocios porque es mucho más flexible y tiene menos regulaciones, es más exigente en su cumplimiento. Por ejemplo, en EEUU si no pagás a tiempo el impuesto a la propiedad, te sacan. Así también todo es muy rápido, se pueden crear empresas en dos a tres días, es otro rimo de vida, allí el tiempo es dinero.

–En la región y en especial en Paraguay nos caracterizamos por una alta tasa de informalidad. ¿De qué manera esta práctica es una barrera para ingresar a Estados Unidos?

–Si bien el sistema es mucho más flexible, es sumamente formal. En América Latina mucha gente opera, tiene negocios, es consultor y demás, pero no tiene por ejemplo una sociedad anónima registrada, no tiene RUC, es muy informal. En Estados Unidos también existe la informalidad, pero no funciona muy bien porque no permite aprovechar varios beneficios como el acceso a financiamiento, ya que los bancos quieren ayudar a los pequeños negocios, asimismo hay protección de responsabilidad civil y beneficios tributarios, porque si no está registrada la empresa se termina pagando más impuestos. Entonces ese es el primer paso, hacer un cambio de chip y entender que el sistema de EEUU da mucha facilidad para hacer negocios hasta cierto sentido, pero es un sistema formal.

–Vemos que las exportaciones a Estados Unidos son muy reducidas. ¿Hay potencial para crecer en los envíos?

–Va a depender mucho de qué es lo que queremos exportar y entender que la calidad que exige EEUU es mucho más alta que la calidad estándar local. Pero hay potencial porque cómo es que hay productos argentinos o uruguayos, pero no paraguayos. Yo creo que es por un tema de calidad, de que no puede satisfacer la demanda y porque no es un camino fácil, entonces de pronto eso hace que la empresa paraguaya no se anime. Ahora hay más productos paraguayos como yerba, principalmente en los negocios dirigidos a la población latinoamericana, pero de igual manera hay poca presencia.

–¿Cómo observa la demanda de alimentos del país norteamericano y el potencial de Paraguay venderle su producción agrícola?

–Todo lo que es alimento en Estados Unidos está muy regulado, ahí sí tenemos burocracia. Si quiero vender granos, tengo que saber cuáles son los requisitos de calidad para vender, cantidad, precios, etcétera. Con la pandemia cambió muchísimo el mercado, cambiaron para bien y se crearon muchos desafíos. Todo lo que es tema de alimentos y servicios relacionados a la tecnología hay muchísima demanda. Como existe un gran problema en la cadena de suministros desde China –por ejemplo se depende tanto de ese proveedor que hubo problemas de escasez de leche de fórmula para bebés y también hubo problemas en las fábricas internas de Estados Unidos por un tema sanitario– se abre una ventana de oportunidades, porque Estados Unidos empezó a comprar de Alemania y otros países para poder solucionar el desabastecimiento.

–¿Cómo dar el salto a la comercialización de la carne cuando logremos la habilitación sanitaria de EEUU?

–Allá cada industria tiene sus especialistas y consultores que ayudan a hacer un análisis de mercado y las licencias. Estos profesionales ayudar a determinar si hay cuotas de compras, cuáles son los requisitos, cómo cumplirlos y cuáles son las posibilidades para conseguir un cupo propio.

–¿Cuáles son los negocios de paraguayos que salen más fácilmente en EEUU?

–En este momento veo muchos emprendedores pequeños, existe un gran crecimiento con empresas de Courier, que traen productos de Estados Unidos o envían. Hace 10 años había una empresa, ahora hay como cinco, entonces quiere decir que hay un mayor crecimiento de intercambio comercial. También hay muchos negocios de ventas al por menor o locales gastronómicos de paraguayos, porque el menú es desconocido y llama la atención de los clientes. Otro punto de interés de los paraguayos es la compra de propiedades para alquilar o vender, pero en este segmento hay más trabas para conseguir la Visa.

–¿Con cuántos clientes latinoamericanos está trabajando actualmente su firma y cuál es la participación de paraguayos?

–En este momento tenemos un 15% de clientes paraguayos. Yo creo que el paraguayo todavía piensa que es demasiado difícil o imposible hacer negocios en EEUU, ve como algo muy lejano y capaz no se anima, pero ahora estoy viendo más interés.

–¿Se observa un mayor compromiso de EEUU para aprobar inversiones provenientes de países aliados de Taiwán?

–Definitivamente esa relación que tiene Paraguay con Taiwán es vista con buenos ojos en los Estados Unidos, que además tiene un tratado con nuestro país desde 1870 que dice que históricamente Paraguay fue amigo de EEUU.

–¿Cómo afecta a las intenciones de negocios la imagen que proyectamos como un país donde el crimen organizado está muy presente?

-Obviamente que EEUU va a tener un mayor escrutinio, van a mirar mucho más de cerca de dónde viene la inversión y quién es la persona. Lastimosamente en EEUU hay todavía una percepción de que este es un lugar donde se hace lavado de dinero, entonces eso va a ser algo muy difícil de pelear, entonces yo creo que el sistema de las empresas en Paraguay que son serias, que están realmente haciendo negocios buenos, van a tener ese obstáculo adicional, pero eso no quiere decir que va a ser imposible hacer negocios.


Ficha Técnica
La paraguaya María Fernanda Melgarejo-Ainsworth dirige una firma multilingüe que representa a clientes dentro y fuera de Estados Unidos en las áreas de la ley de inmigración y negocios, con énfasis en el asesoramiento a empresarios, emprendedores y profesionales en los rubros de arte, espectáculos, deportes, negocios, ciencias y tecnología. Este año fue nominada entre los top 20 de profesionales destacados de Miami/Brickell por la revista Brickell Magazine.

“Lastimosamente en EEUU hay todavía una percepción de que este es un lugar donde se hace lavado de dinero. Entonces las empresas que son serias, van a tener ese obstáculo adicional”

“En nuestra experiencia, cuando la inversión es menos de USD 100.000, generalmente es más difícil que te aprueben, porque la inversión es muy baja”.

Dejá tu comentario