País

Arde Paraguay: Fuego arrasa a su paso

 El calor intenso de la jornada de ayer, que superó los 40 grados centígrados sumado al fuerte viento norte, reavivó el fuego en algunas zonas, mientras que en otras se iniciaron los incendios, alarmando a la población.

En el territorio chaqueño, que desde hace meses padece incendios, la situación se agrava, pues ya están afectadas más de 312.000 hectáreas y el fuego continúa. En la víspera, en el monumento natural Chovoreca, específicamente en la estancia Tierra Buena, se realizaron intensas tareas de contención por la amenaza latente.

Otro incendio que se volvió más intenso es el que observan por segundo día los pobladores de la ribereña Bahía Negra, al otro lado del río Paraguay, en territorio Brasileño, donde el fuego se volvió a reactivar al igual que en Bolivia, amenazando con ingresar a territorio paraguayo.

El Chaco sin duda es la que más sufre, pues la situación se arrastra desde mediados de agosto y aún hay varios focos activos. El reporte del monitoreo conjunto menciona que se detectan focos de calor aumentando de manera considerable, pero afortunadamente para hoy se espera que ingrese un frente frío que favorecería a las precipitaciones. AM

ARDE PARAGUAY.png

Gran magnitud en Guairá y Caazapá

Unos 163 focos de incendios se detectaron en el Departamento del Guairá y más de 600 focos en Caazapá, arrasando con varias hectáreas de bosques. Los bomberos señalaron que los culpables serían los vecinos.

En varios puntos se volvieron a presentar incendios de grandes proporciones, que afectaron a la Estancia Hiebert de Paso Yobái que perdió varias hectáreas de bosque y fue controlado mediante el trabajo conjunto de bomberos de Carlos Pfannl, las Fuerzas Armadas y vecinos del lugar. El origen del incendio se desconoce, pero no se descarta que haya sido a raíz de la quema de pastizales.

Lea más: Más de 300.000 hectáreas ya fueron consumidas por el fuego en el Chaco

También hubo incendios en Villarrica, Ñumí y en el Parque Nacional de Caazapá. En este último el fuego aún no se ha controlado. El combate lo hacen bomberos forestales de San Juan Nepomuceno y Caazapá, guardaparques y miembros de las Fuerzas Armadas, con un camión cisterna e hidrantes, piletas y autobombas para reabastecer el agua. Además, los trabajos se realizan por aire.

El Ministerio Público recibió varias denuncias de incendios, pero aún no se identificó a los responsables. RG

Central y Paraguarí afectados

Los bomberos de varias compañías también trabajaron juntos en incendios de pastizales que se salieron de control, como el de Cerro Guy de Ypacaraí, Departamento Central, donde el fuego se propagó y se generaron llamas de grandes proporciones.

Voluntarios de San Bernardino, Itauguá, Areguá, Capiatá e Ypacaraí tras un arduo trabajo, controlaron las llamas, que se habrían iniciado con una fogata realizada por pescadores y que puso en peligro viviendas de un asentamiento cercano.

Otros incendios de menor magnitud también se registraron en Paraguarí, Carapeguá y Pirayú, todos controlados mediante la efectiva respuesta de los bomberos, que solicitaron una vez más a los pobladores no realizar fogatas ni quemas, porque el viento norte propaga las llamas a una rapidez impensable.

En el cerro Mbocayaty de La Colmena, Paraguarí desde hace 4 días el fuego va ganando terreno. Los bomberos voluntarios ya no dan abasto, aunque en la víspera se sumaron a ellos colegas de localidades vecinas, para reforzar la labor.

Lea más: Nubes tóxicas: ¿Qué hacer cuando el aire está saturado?

En Misiones el fuego destruye 500 hectáreas

Un incendio de gran magnitud iniciado en San Ignacio y que por acción del viento norte llegó a Santa Rosa, afectó una importante área misionera. El siniestro habría sido provocado, según relato de pobladores.

“En arroyo verde fue el primer foco (...), allí se quemaron 200 hectáreas de pastizales destinadas a ganadería, de allí saltó el fuego a otra propiedad ubicada en la compañía San Antonio de Santa Rosa”, expresó Adrián Giménez, bombero azul de San Ignacio.

Más de 500 hectáreas fueron las afectadas, en una noche, “estuvimos desde las 20.00 hasta las 4.30, controlamos por fin y el martes se volvió a incendiar porque volvieron a provocar el fuego”, lamentó Juan Eliel Salinas, voluntario de Santa Rosa. VR

11 departamentos. Incendios no cesan y la situación se agrava por las altas temperaturas.

En contra. Viento norte reaviva las llamas. En 24 horas detectaron casi 5.000 focos de calor.

Embed
Ver esta publicación en Instagram

Una publicación compartida de Diario Última Hora (@ultimahorapy) el

Bomberos se intoxican por exceso de incendios

Alto Paraná tampoco está ajeno a los incendios, ayer un importante siniestro se dio en San Alberto, arrasando con plantaciones cercanas al casco urbano.

En Ciudad del Este y áreas metropolitanas se registraron al menos 11 casos de incendios forestales, que llevó a algunos voluntarios al punto de la intoxicación.

“Son más de 10 km de fuego, que destruyó plantaciones, bosques de reservas naturales y eucaliptos”, relató Silvano Amorin, bombero de San Alberto.

Voluntarios de Hernandarias acudieron al pedido de auxilio de sus pares, pero aun así no lograban controlar el fuego hasta ayer.

También ayer se produjo un incendio en las inmediaciones del Salto Monday de Presidente Franco, provocado presumiblemente por la colilla de un cigarrillo.
Para el capitán principal Andrés Fernández, los últimos casos no fueron quemas iniciadas directamente por el hombre, sino por efecto lupa de algún artefacto que se tiró en los pastizales.

Parque Guasu.jpg
<p>Bombero tratando de sofocar incendio forestal.</p>

Bombero tratando de sofocar incendio forestal.

Detectan nuevos focos en la reserva Mbaracayú

Nuevos focos de incendios fueron descubiertos ayer dentro de la reserva natural Mbaracayú que abarca cerca de 65.000 hectáreas de bosques. El fuerte viento norte fue el causante de la rápida propagación del fuego.

El mayor punto del incendio es en la zona conocida como Mojón 10, ubicada entre la finca 470, comunidad Ache Kuetuvy y la colonia Brítez Cué del distrito de Yby Pytã, Canindeyú. “Allí tenemos un foco de fuego importante que se está dirigiendo hacia Karapã” precisó Eduardo Bernal, uno de los directivos de la Fundación Moisés Bertoni, encargado del cuidado de dicha reserva.

Agregó que están en plena tarea de reorganización para contener el fuego que días atrás consumió cerca de 1.000 ha. en la reserva.

Transeúntes de la ruta 34 Curuguateños, también reportaron videos del voraz incendio que afecta varios establecimientos ganaderos adyacentes a la reserva del Mbaracayú entre Villa Ygatimí e Ypejhú. EC

Parque San Rafael de Itapúa en alerta roja

Los bomberos forestales de la reserva San Rafael reportaron más de 190 focos de calor ayer, que se habrían reavivado por el fuerte viento. Se suman numerosos casos de incendios en otros municipios, situación que genera la preocupación de los bomberos, quienes temen que la situación se vuelva incontrolable.

Ayer en el parque el fuego fue muy significativo, y pone en alerta a todo el sector, según los expertos.

El área de la firma Procosara (Pro Cordillera San Rafael), también está sufriendo los embates de la ola de incendios que afecta el país.

Además de este punto crítico, Itapúa registra numerosos incendios forestales en diferentes municipios, que padecen una cruda sequía. “Tenemos incendios por todas partes, una locura, es desesperante y no está bien la situación”, señaló Isasio Espínola, Bombero Forestal. En Edelira, Alto Vera, San Cosme y Damián, San Rafael del Paraná y otros también hubo fuego, pero controlados. AR.

312.528 son las hectáreas quemadas solo entre Chovoreca y el parque Río Negro, en Chaco, donde sigue el fuego.

4.855 focos de calor se detectaron sobre el Paraguay en las últimas 24 horas, según el reporte de autoridades.

500 hectáreas se quemaron en una noche en 2 localidades misioneras. No se descartan que fueran provocadas.

Sequía de más de 100 días afecta a nativos y agricultura

En la comunidad indígena Acaraymi, de Hernandarias, señalan que están en situación de emergencia, debido a que la prolongada sequía afectó sus cultivos de autoconsumo, por lo que claman ayuda de la comunidad y de las autoridades para cubrir sus necesidades básicas.

Los pozos se están quedando sin agua, denuncian, a pesar de que constantemente limpian, y la situación incluso podría terminar afectando al desarrollo normal de las clases. “No somos de pedir ayuda, pero ahora recurrimos a los amigos y a las autoridades porque necesitamos. No tenemos más aguas, nuestros pozos se secaron, no podemos cultivar. Necesitamos ayuda”, dijo Andrés Ortiz, líder de la comunidad. Insistió en que no pueden cultivar nada porque no llueve. “Nosotros lo que más cultivamos, tanto para consumo como para venta, es mandioca. Pero con la sequía nada podemos hacer”, dijo.

Rubén Sanabria, vicepresidente de la Coordinadora Agrícola del Paraguay, conversó con el líder indígena y dijo que es grave la situación. “Su seguridad alimentaria está con serio riesgo. La situación es igual en colonias vecinas como Fortuna Unida, Toryvete, entre otros”.

Dijo que a través del CAP se va a analizar la situación en el Ministerio de Agricultura y ver lo que se puede hacer por estas 160 familias de la parcialidad Ava Guaraní. WF

FALTA DE LLUVIA AFECTA A LA AGRICULTURA. La sequía comienza a golpear al sector productivo primario del Norte, especialmente a los pequeños agricultores, que esperan lluvia para la preparación de suelo. A la falta de lluvia se suman los pequeños focos de incendios de pastizales que crean un ambiente más difícil para los habitantes del campo.

Cientos de agricultores se preparan para el cultivo de unas 8 a 9 mil hectáreas de sésamo en Concepción, para lo cual hay promesa de apoyo estatal en el preparado del suelo.

Ahora las tareas agrícolas son nulas, pues se espera la lluvia para iniciar el trabajo, según los labriegos. JR

Dejá tu comentario