Sucesos

Víctima de tortura por parte de teniente de fragata teme por su vida y renuncia

 

Un aspirante a suboficial que fue víctima de supuesta agresión en la Escuela de Formación de Suboficiales de la Armada Paraguaya dice temer por su vida y la de su familia, tras recibir amenazas por parte del supuesto victimario.

Maikol Chaparro (20) denunció en diciembre del año pasado que fue agredido presuntamente por el teniente de fragata Éver Martín Dávalos Báez, en la Escuela de Formación de Suboficiales de la Armada Paraguaya.

El joven manifestó que Dávalos le rompió siete palos de escoba y que le aseguró que apenas él se reciba “se van a encontrar”.

“Quiero denunciar a este tipo porque siento temor por lo que le pueda pasar a mi familia, por lo que me pueda pasar a mí. La Armada no cumplió conmigo; este tipo va a volver a cumplir su servicio como si fuera que nada pasó”, relató a un medio.

Chaparro mencionó que realizó la denuncia en la Armada, y no así en la Fiscalía, porque desde la institución le prometieron que el presunto autor perdería su carrera e iría a la cárcel por la agresión a su persona.

Señaló que su agresor apeló la condena y que tiene antecedentes de actuaciones similares. Además de que él ya estaba por renunciar, pero un comandante de la unidad fue a su vivienda a decirle a su familia que nada le iba a pasar y que Dávalos iba a pasar muchos años detenido.

Voz oficial. El capitán José María Aguiar, director de Comunicación Social de la Armada, informó para nuestro medio que el hecho se registró el 20 de diciembre pasado. Supuestamente, Dávalos le propinó golpes en la nalga y otros sitios, a la víctima con un palo de escoba.

Relató que la víctima estaba culminando el primer curso; tras lo sucedido se quedó en la Armada durante seis meses más; pero en agosto pasado pidió su retiro voluntario porque supuestamente el presunto agresor salió en libertad y lo amenazó.

“El teniente está preso, fue condenado por la Justicia Militar a dos años por agresión, pero su condena no está firme porque él apeló. En el caso de que pierda el juicio en segunda instancia, deberá cumplir su condena y a los un año saldrá de baja deshonrosa de las Fuerzas Armadas porque no puede permanecer acá”, mencionó.

Dejá tu comentario