Sucesos

Son más de mil los funcionarios que trabajarán desde casa, según la Corte

 

Por ser vulnerables al contagio el Covid-19, por tener más de 60 años, embarazadas, en estado de lactancia, discapacitados y con enfermedades de base, más de mil funcionarios judiciales trabajarán desde sus casas.

Según los números, hay 653 funcionarios con más de 65 años, 153 entre 60 y 65 años, que suman 806 afectados.

Además, hay contabilizadas hasta ahora 30 embarazadas (15 en el ámbito jurisdiccional), 106 mujeres en estado de lactancia, y 71 con alguna discapacidad. Suman 1.013.

Conforme con el protocolo judicial, los mismos deberán trabajar desde sus casas. Además, se espera que se informe sobre los funcionarios o magistrados con enfermedades de base.

Ayer, en reunión de prensa, el director interino de Recursos Humanos, Mario Elizeche, explicó que el promedio de asistencia normal a tribunales es de 12.000 personas, y hubo picos de 14.000. Se espera reducir a un 25 por ciento la asistencia.

El lunes iniciará la actividad para la Corte, los tribunales de Apelación, los juzgados de Paz y los Registros Públicos.

Se implementan varias medidas, tales como el ingreso por la Torre Sur, previo lavado de manos, con tapabocas, medición de temperatura y desinfección de manos y pies.

El horario para profesionales será de 8:00 a 12:00 y de 14:00 a 18:00, cuando se habiliten el 18 de mayo los juzgados de Primera Instancia. En la Corte, se podrá acceder a las salas, tras formar filas, con un número y hasta un máximo de 4 por secretaría al mismo tiempo.


Patologías de base, a ser certificadas
Deben ser certificados los pacientes con cáncer, en tratamientos de quimioterapia, radioterapia y otros, los que se realizan transfusiones, dializados, renales, diabéticos, con cardiopatías, trasplantados y respiratorios, a más de los inmunodeficientes: HIV, lupus.

Dejá tu comentario