Economía

Proponen que la ANDE venda energía de Yacyretá al Brasil

 

Ricardo Canese, en representación de los parlasurianos paraguayos, presentó ante el Parlamento del Mercosur (Parlasur) una declaración por la que se insta a los Estados Parte a respetar el Tratado de Yacyretá y la soberanía hidroeléctrica de la República del Paraguay. Cuestionó que la empresa argentina Cammesa haya venido exportando reiteradamente la energía de Yacyretá al Brasil y remarcó que es la ANDE, en representación del Estado paraguayo, la empresa que debe exportar la electricidad de la Entidad Binacional Yacyretá (EBY) que le pertenece en derecho al Paraguay.

Aseguró que es posible realizar la venta al Brasil y el mecanismo a ser utilizado es la trasposición. Esta maniobra consiste en que la ANDE acuerde con Brasil entregarle una cierta cantidad de energía en Itaipú y para reponer esa exportación simplemente retire más energía de Yacyretá. No obstante, la venta de Itaipú se cobrará por el Precio de Liquidación de Diferencias (PLD) vigente en el mercado brasileño. Es decir, un valor mayor al que recibe el Tesoro nacional por la cesión de energía.

El ingeniero señaló que el beneficio sería claramente para quien transfiere la energía, pero también reducirá las enormes pérdidas y sobrecostos que significa transportar la energía paraguaya de Yacyretá hasta la convertidora de Garabí, abonar por la conversión; y además pagar el peaje a la empresa transportadora (Transener), ya que ambas firmas son privadas. Luego, la electricidad debe ir desde ese punto, más alejado que Itaipú, a los centros de consumo brasileños.

Por tal motivo, remarcó que una exportación de la energía paraguaya de Yacyretá en forma directa al Brasil otorgará ganancias a los tres países y pueblos involucrados. Paraguay recibirá los beneficios justos que le corresponden, mientras que Brasil y Argentina evitarán incurrir en pérdidas de energía y pagos innecesarios a las empresas transportadoras y a la convertidora de Garabí, así como en una innecesaria emisión de gases de efecto invernadero, puesto que estos últimos son producidos por la quema de más hidrocarburos para reponer las pérdidas.

TRATADO PERMITE. Canese enfatizó que, con esta iniciativa, se terminará el negocio que beneficia a unos pocos y que se emprende con la exportación actual que realiza Cammesa, la cual incluso ya fue protestada por las propias autoridades paraguayas de la EBY.

Acotó que el Tratado de Yacyretá solo le otorga a Argentina “el derecho preferente de adquisición de la energía que no sea utilizada por el otro país para su propio consumo” (artículo XIII). En otras palabras, Paraguay puede recibir y aceptar ofertas de terceros, correspondiéndole a la Argentina tan solo el derecho de igualar la mejor oferta recibida por nuestro país.

De enero a octubre del presenta año, Argentina llevó el 95% de toda la energía generada por Yacyretá.


La Cifra
5
por ciento de toda la energía generada por la central de Yacyretá fue retirada por la ANDE, de enero a octubre de 2019.

Dejá tu comentario