Política

Paraguayos residentes en EEUU denuncian despilfarro de embajador

 

Paraguayos residentes en Washington DC, Estados Unidos, se acercaron hasta la Redacción de Última Hora para manifestar su indignación ante lo que consideran un despilfarro del dinero público por parte del embajador paraguayo ante la Casa Blanca, Manuel María Cáceres.

Esto, debido a que el mismo decidió alquilar una mansión por USD 10.000 en donde reside con su esposa, a pesar de que el Estado paraguayo es dueño de una residencia en la capital de EEUU.

Manuel Guerrero, ex presidente de la seccional colorada de Washington, y Leoncio Cuttier, titular del Comité del PLRA también de la misma cuidad, señalaron que es la primera vez que se registra esta situación y lamentaron que, habiendo tantas necesidades en nuestro país, en una sola embajada se destinen USD 120.000 anuales para el alquiler de una mansión para dos personas.

Indicaron que el argumento de Cáceres es que la vivienda que pertenece a Paraguay no es apta para vivir porque contiene un elemento cancerígeno (amianto), pero que, sin embargo, los representantes diplomáticos anteriores residían en la misma sin ningún problema.

Reconocieron que parte de la casa necesita reparación, atendiendo la humedad, como así también que hacen falta mobiliarios, pero que es una cuestión que se puede solucionar fácilmente utilizando menos de la mitad del presupuesto destinado para el alquiler.

Mencionaron que muchos paraguayos se dedican a la construcción, incluso ellos mismos se pueden encargar de la refacción, pero que el diplomático prefiere malgastar el dinero proveniente de todos los contribuyentes y dejar que una vivienda, ubicada en una zona residencial y de sede de embajadas, se vaya arruinando cada vez más.

Tanto Guerrero como Cuttier remarcaron que el malestar de los compatriotas residentes en Washington y alrededores, como Maryland, Virginia, es generalizado y no se trata de una cuestión partidaria o movimentista, atendiendo que de todos los sectores se expresan en contra de Cáceres.

Remarcaron que lo ideal sería que el embajador sea cambiado, pero que ellos no solicitan eso, simplemente buscan que el dinero sea bien utilizado.

MANIFESTACIÓN. Anunciaron que para finales de febrero están organizando una manifestación masiva frente a la mansión, y posteriormente frente a la Embajada, para expresarle al embajador su repudio ante su decisión de gastar el presupuesto público en algo que consideran innecesario.

“En nuestro país la gente se está muriendo de dengue, no hay insumos en los hospitales, mientras tanto nuestro Gobierno destina 120.000 dólares anuales solamente en alquiler, porque los servicios, vehículos y empleados tienen un monto diferente”, lamentó Guerrero.

Por su lado, Cuttier mencionó que también existe despilfarro de dinero para el alquiler de la sede del Consulado, cuando el mismo puede funcionar tranquilamente en el edificio de la Embajada, que, según describió, tiene 4 pisos.

“Los que vivimos en el extranjero nos sacrificamos al igual que los que viven en Paraguay y con nuestras remesas ayudamos a la economía nacional, pero la gente está molesta al ver la mansión en la que reside el embajador. Son solamente dos personas, no necesitan una mansión”, aseveró.

En otro momento, reclamaron que Cáceres es el único embajador ante la Casa Blanca que hasta el momento no realizó ninguna actividad por las festividades patrias del 14 y 15 de mayo, atendiendo que es una tradición de los diplomáticos organizar algún evento en la Embajada. La misma situación se da con la celebración del 8 de diciembre, Día de la Virgen de Caacupé.

Otra queja que expresaron los compatriotas es que el embajador Cáceres no se reúne con la colectividad paraguaya, ni siquiera con los líderes de las distintas organizaciones, sean estas políticas o sociales.

Mencionaron igualmente que en el último viaje del presidente Mario Abdo Benítez a Washington, el embajador coordinó un encuentro del mismo con residentes venezolanos, no así con los paraguayos.

Dejá tu comentario