Política

Nin Novoa responsabiliza a la Justicia

 

El Ministerio de Relaciones Exteriores de Uruguay, encabezado por el canciller Rodolfo Nin Novoa, publicó ayer un pronunciamiento oficial con relación a los procesados paraguayos Juan Arrom, Anuncio Martí y Víctor Colmán y responsabilizó de la situación a la Justicia.

“El artículo 41 de la Ley 18076, sobre derecho al refugio y a los refugiados, establece lo siguiente: ‘El reconocimiento definitivo de la condición de refugiado configura la denegatoria automática del pedido de extradición o entrega de la persona requerida’”, indicó el mensaje.

“Cuando los pedidos de extradición recaigan sobre solicitantes de refugio, será el juez de la causa quien en forma excepcional, previo informe de la Comisión de Refugiados, adoptará resolución sobre la solicitud de refugio, antes de resolver sobre la extradición. De la misma forma se procederá cuando la solicitud de refugio sea posterior al pedido de extradición”, agrega el pronunciamiento.

Añade que la decisión sobre el refugio fue competencia del Poder Judicial, que a través de la jueza competente resolvió finalmente conceder el refugio a los tres solicitantes paraguayos.

En efecto, cuando fue convocado el miércoles por la Cancillería Nacional, el embajador del Uruguay, Federico Perazza, acudió a la sede del Ministerio de Relaciones Exteriores y se limitó “nada más que a pasar la responsabilidad al Poder Judicial uruguayo”, aclaró Enrique Insfrán, ministro sustituto de Relaciones Exteriores. Ante la situación planteada, Perazza, quien termina su misión en el Paraguay, no será condecorado.

Dejá tu comentario