País

La meta no es inalcanzable

 

Hoy meditamos el Evangelio según San Juan. Extractamos una frase del Papa en ocasión de la lectura de hoy, que nos pueda ser útil para este momento especial que atraviesa la humanidad: “Enseñar y recordar. Esto es lo que hace el Espíritu Santo en nuestros corazones. En el momento en el que está por regresar al Padre, Jesús anuncia la venida del Espíritu que ante todo enseñará a los discípulos a comprender cada vez más plenamente el Evangelio, a acogerlo en su existencia y a hacerlo vivo y operante con el testimonio. Mientras está por confiar a los apóstoles –que quiere decir, en efecto, ‘enviados’– la misión de llevar el anuncio del Evangelio a todo el mundo, Jesús promete que no quedarán solos: Estará con ellos el Espíritu Santo, el Paráclito, que estará a su lado, es más, estará en ellos, para defenderlos y sostenerlos. Jesús regresa al Padre pero continúa acompañando y enseñando a sus discípulos mediante el don del Espíritu Santo”.

Hoy culminamos la novena con frases y oración a San Josemaría Escrivá, para la curación de los enfermos: “Acude en confidencia segura, todos los días, a la Virgen Santísima. Tu alma y vida saldrán reconfortadas. Ella te hará participar de los tesoros que guarda en su corazón, pues ‘jamás se oyó decir que ninguno de cuantos han acudido a su protección ha sido desoído’”.

Para que Dios nuestro Señor me conceda una devoción cada vez más grande a Nuestra Señora, mi Madre Santísima, y me dé una confianza absoluta en su intercesión y en sus cuidados maternales. Que me haga entender que, para obtener las gracias que le pido, el camino más suave y seguro es recurrir a la mediación de María, especialmente por medio de la devoción que a Ella más le gusta: La recitación diaria del rosario.

(Frases extractadas de https://es.catholic.net/ y https://odnmedia.s3.amazonaws.com).

Dejá tu comentario