Sucesos

Inicia histórico  juicio a dos ex ministros de la Corte Suprema

El juicio oral y público por presunto prevaricato contra los ex ministros de la Corte Suprema de Justicia (CSJ) Sindulfo Blanco y Víctor Núñez se inició ayer con la presentación de incidentes y luego de varias postergaciones. Esta es la primera vez que dos ex ministros de la máxima instancia judicial son juzgados en un juicio oral y público.

Tras comenzar el juicio, la defensa del ex ministro Sindulfo Blanco, el abogado penalista Ricardo Preda, solicitó como inclusión probatoria la declaración de los ministros Carolina Llanes y Luis María Benítez Riera, además de la inclusión de 11 fallos de la Sala Penal con relación a la reducción de la pena.

Los miembros del Tribunal de Sentencia, integrado por los magistrados Yolanda Portillo, Héctor Capurro y Blanca Gorostiaga, deben analizar todos los incidentes y luego incluirlos o rechazarlos para la prosecución del juicio.

En la causa, los abogados Ricardo Preda, en defensa de Blanco, y Héctor Rodas y Milner Rodríguez, por Núñez, pidieron el sobreseimiento definitivo de los dos procesados.

El principal argumento de la defensa es que no se configuró el hecho punible investigado, por lo que correspondía que ambos sean sobreseídos.

Sin embargo, el juez penal de Garantías Yoan Paul López dictó que la causa sea juzgada mediante juicio.

la causa. En el 2016, los fiscales René Fernández, Luis Piñánez y José Dos Santos imputaron a Núñez y Blanco por presunto prevaricato, que tiene una pena de entre 2 y 5 años de cárcel, y 10 años en los casos más graves.

Esto, debido a que Peter David Kennedy, condenado en una causa, denunció a los ex ministros Sindulfo Blanco y Víctor Núñez, porque, supuestamente, admitieron un recurso extraordinario de casación sin que se den las condiciones para ello, con lo que, según los agentes fiscales, habrían cometido prevaricato.

Según los fiscales, estudiaron el recurso de casación contra el fallo que dispuso el reenvío de la causa, por lo que al no poner fin al proceso no podía estudiarse, aunque algunos ministros y abogados piensen que sí se puede hacer.

Sobre la causa, el ex ministro Blanco señaló que el caso era una “mugre procesal”, debido a que era una “persecución política” del sector liberal.

Explicó que era enjuiciado por su opinión, y que eso no se podía hacer. Incluso explicó que existe aún una acción de inconstitucionalidad que está hace dos años en la Sala Constitucional de la Corte sin una resolución.

Dejá tu comentario