Economía

El ahorro fiscal cae 79% y disminuye la maniobrabilidad fiscal

 

El ahorro fiscal que genera la Administración Central del Estado registró una fuerte caída en el primer mes del año, de acuerdo con el informe de situación financiera (Situfin) presentado por el Ministerio de Hacienda.

El reporte de la cartera fiscal indica que el balance operativo llegó a los G. 102.900 millones (USD 16,2 millones al cambio actual), mientras que el resultado obtenido en enero del 2019 llegó a los G. 501.900 millones (USD 79 millones). En términos porcentuales, la disminución fue del 79,5%.

En comparación al producto interno bruto (PIB), el balance operativo alcanzó el 0,04% este año; mientras que llegó al 0,2% el ejercicio pasado.

El ahorro fiscal es el saldo positivo que se obtiene restando a los ingresos totales los gastos del aparato estatal, sin contar con la inversión pública. Este indicador sirve para saber el margen de maniobrabilidad con el que cuenta el Tesoro en casos de necesidad, margen que se encuentra actualmente un poco apretado (ver la infografía).

Esto implica que en caso de que el Fisco tenga la necesidad de reorientar los recursos financieros, el procedimiento será muy difícil, pues los fondos ya están comprometidos con gastos rígidos.

DEUDA ARGENTINA. Según explicó la directora de Política Macrofiscal del Ministerio de Hacienda, Viviana Casco, esta caída se debe al menor ingreso registrado por la Entidad Binacional Yacyretá (EBY) en este ejercicio.

Explicó que la EBY recibió el año pasado pagos adicionales por valor de unos USD 60 millones que correspondían a una deuda que tenía el Gobierno argentino por la provisión de energía.

A esto se suma, agregó Casco, que los gastos crecieron en enero a un ritmo del 7,2%, debido al efecto año completo del aumento a los docentes, así como un mayor desembolso en donaciones y en las prestaciones sociales.

El menor ahorro fiscal y el aumento del gasto también hicieron que la participación de los salarios sobre los ingresos creciera levemente. El año pasado, los salarios se llevaron en el primer mes del año el 69% de la recaudación tributaria; mientras que este año este indicador trepó al 70%.

Considerando el desempeño de los ingresos y los gastos, incluyendo en este caso a la inversión pública, al cierre de enero del 2020 se registró un déficit de G. 89.300 millones (USD 14,1 millones) que representa el 0,03 % del PIB.

El Fisco tiene como meta mantener este año el déficit en 1,5% del PIB.

Embed

Dejá tu comentario