Deportes

Con la fuerza del corazón

Rodrigo Hermosa, Melissa Tillner e Iván Cáceres representarán a Paraguay en los Parapanamericanos 2019.

A las dificultades de la vida hay que hacerle frente. Pelear por un sueño y atreverse a explorar el poder de las oportunidades son herramientas vitales para atravesar tiempos difíciles, siempre aferrado a la esperanza y al optimismo.

Este grupo de luchadores, del equipo del Comité Paralímpico Paraguayo, integrado por Rodrigo Hermosa (para natación), Melissa Tillner (para atletismo) e Iván Cáceres (para ciclismo), llevará la bandera tricolor por primera vez a unos Juegos Parapanamericanos, en Lima, Perú 2019, con un mensaje de fuerza y voluntad.

Afrontando lo imposible es como nacen las hazañas, frase que calza a esta legión de guerreros de espíritu indomable que suprimieron los límites para hacer realidad sus sueños. La justa continental se cumplirá en la capital incaica del viernes 23 de agosto al domingo 1 de setiembre.

SIN BARRERAS. Para Rodrigo Hermosa Ayala (discapacidad física), el deporte nunca significó una dificultad: “A los cinco años aprendí a nadar, no tuve ningún accidente, nací así con la falta de una parte del brazo (derecho), y nunca me sentí una persona diferente”.

Rodrigo jugó varias temporadas también al fútbol en el Club Porvenir de la Liga Luqueña, alternando con el baloncesto estudiantil: “Siempre me gustó el deporte, jugando al fútbol y al básquet paso buenos momentos con amigos. Jamás se presentaron dificultades y los grupos me aceptaron como uno más. Nunca fue un impedimento jugar de igual a igual con los otros”.

Para el nadador, competir en Lima 2019 marcará un paso importante, con un objetivo a futuro: “Quiero ganar experiencia e ir creciendo, buscando dar lo mejor de mí para conseguir éxitos para el deporte paraguayo, apuntando a lo que pueden ser los Juegos Paralímpicos de Tokio 2020”.

El acompañamiento de los cercanos es vital para un atleta, y Rodrigo siente el apoyo de todos: “La familia siempre está en todo momento, ellos son los más emocionados por lo que voy consiguiendo, al igual que los amigos , por que siempre un mensaje de aliento es importante”, sumando una reflexión: “Las personas tienen que seguir todo eso que los apasiona. El deporte es algo muy hermoso que te abre muchas puertas y te brinda muchas oportunidades”. Remarcando un: “Nada es imposible”.

ORGULLO ÚNICO. Melissa Tillner Galeano (con discapacidad visual) será la encargada de encabezar el grupo, portando el pabellón nacional en el desfile inaugural, a cumplirse en el mítico Estadio Nacional de Lima.

La velocista lo describe como una experiencia excepcional: “Seremos los primeros en mostrar a Paraguay al mundo, en un certamen de esa magnitud, así que será una experiencia única y maravillosa. Representamos a un grupo que va por demostrar que no existen barreras para cumplir con los deseos y que todo se puede lograr dependiendo a lo que uno se proponga”.

Melissa empezó con las carreras de la mano de su atleta guía (Víctor Duarte). Antes lo tuvo como entrenador en el goalball (deporte de balonmano para personas con discapacidad visual): “Empezamos como diversión en competencias de fondo (5 y 10 kilómetros), y como fuimos sumando éxitos, nos entusiasmamos y nos metimos de lleno en esta temporada a los eventos de pista”.

Tillner asegura que la pasión es fundamental para trazar un camino sin límites. “Normalmente las cosas nunca son fáciles, pero una vez en la pista, cuando competís, se aprende a confiar de que tus metas son posibles, dejando de lado los temores”.

CUMPLIENDO SUEÑOS. Iván Cáceres, de paraciclismo (discapacidad física), es un apasionado de los deportes, con ganas de divertirse en un campo de juego, una pileta o una pista: “Difícil no significa imposible. Hice natación y también rugby en silla de ruedas, pero por los golpes y tras someterme a una cirugía de la columna lo tuve que dejar. Cuando fui a un control a Sao Paulo, Brasil, vi este deporte y me gustó mucho, por eso hablé con mis padres para seguir compitiendo”.

Iván tiene las ganas de progresar y marcar un antes y un después en este deporte, animando a las demás personas que se aferren a un objetivo: “Entre mis expectativas inmediatas está dejar la bandera paraguaya en lo más alto, y para más adelante cumplir el sueño de llegar a Tokio 2020, porque no existen los obstáculos, solo los que uno se fija. Los sueños están para cumplirlos y todos podemos hacer cosas grandes e importantes”.

Dejá tu comentario