País

¿Cómo serán estos cinco años?

 

Comienzo este artículo riéndome de mí mismo. Estoy como buscando la bola de cristal, imaginaria, que me diga cómo van a ser estos cinco años.

Atilio Borón me da una pista. “Ante todo hay que pensar esto con un sentido histórico”.

Lo copia de Fidel Castro, quien de su experiencia propia o de otro autor seguramente lo aprendió.

“Y el sentido histórico actual, prosigue Borón, está caracterizado por una situación ambigua en América Latina”. Yo añadiría en todo el mundo.

Actualmente estamos casi sumergidos en una situación de derechas que lo hace mal y sigue. Antes tuvimos una situación progresista de izquierda que comenzó a hacerlo bien, y en muchos países desapareció. En la democracia un tanto pintoresca o curiosa que tenemos todo depende de unas elecciones en las que el fraude o la hartura juegan un gran papel. Y repito, esto sucede en todo el mundo.

Estamos como jugando partidas de ajedrez en tableros movibles que siempre nos fuerzan a poner las fichas en orden y siempre a comenzar de nuevo. Todo lo cual no me llama demasiado la atención sabiendo que vivimos en pleno cambio de épocas. Y en la nueva todos los poderes están intentando recolocarse: económicos, políticos, culturales, sociales, etc., etc.

Pero todavía este vivir en una situación ambigua mundial es aún más complicado cuando estamos sin querer sometidos a las grandes, en número y poder, naciones como son Argentina y Brasil.

Somos como una lanchita pequeña entre dos grandes barcos en un mar embravecido. ¡Casi nada!

Y añadamos algo más. Al timonel no lo elegimos ni fue de nuestro gusto porque, aún siendo legal, es ilegítimo porque depende de una fraude electoral.

No me pregunten cómo serán los cinco años que vienen, sino cómo vamos a comportarnos en ellos estando sometidos a un partido, divididos y sin un proyecto.

Horizonte todo bastante oscuro, pero con un convencimiento: ¡Venceremos!

Dejá tu comentario