Política

Binacionales se convirtieron en guarderías para hijos consentidos

Más de una docena de hijos de políticos están repartidos entre las entidades Itaipú y Yacyretá. Una astronómica suma de G. 426 millones es lo que cuestan al mes unos 14 hijos del poder.

Las binacionales Itaipú y Yacyretá, vistas desde siempre como puertas hacia un raudo ascenso económico, se han convertido en los lugares favoritos de políticos para acomodar a sus hijos.

En esta edición te contamos quiénes son los hijos consentidos, que mensualmente se embolsillan elevadas sumas, tanto en Itaipú como en Yacyretá. Desde jóvenes son acostumbrados por sus padres en la escuela del nepotismo, una vieja práctica que perdura en la actualidad.

Mientras que para los comunes cuesta conseguir empleo, más aún en este tiempo de pandemia, hijos mimados de ciertos políticos tienen su lugar asegurado en alguna de las binacionales.

Habrán muchos más, pero en esta entrega apuntaremos 14 casos, y te sugerimos tener la calculadora a mano.

1 Binacionales se convirtieron en guarderías para hijos consentidos.png

Arrancamos con Dionicio Velázquez Giménez. Es el hijo del vicepresidente de la República, Hugo Velázquez. Está en la Entidad Binacional Itaipú, donde saca al mes la millonaria suma de G. 51.388.781.

Su salario es de G. 23.440.700, al que se adicionan G. 2.689.090 que cobra en concepto de “auxilio de alimentación”, gratificación de G. 22.211.700, y bajo la denominación de “anuenio” G. 3.047.291.

Sonya Velázquez Escauriza, también hija del vicepresidente Velázquez, está en la nómina de la Entidad Binacional Yacyretá (EBY), donde tiene un salario de G. 17.223.150, y bonificaciones de G. 17.762.416. En total percibe al mes G. 34.985.566.

2 Binacionales se convirtieron en guarderías para hijos consentidos.png

El hijo del ministro de la Secretaría Nacional de Inteligencia, Esteban Aquino, es una de las tantas incorporaciones de Nicanor Duarte Frutos, en la EBY. Esteban Andrés Aquino Amarilla figura en la nómina de la entidad con fecha de ingreso 1 de diciembre de 2020. Al mes saca G. 32.336.730, gracias al salario que tiene de G. 16.246.650, y bonificaciones de G. 16.090.080.

Continuamos con Juan Manuel Monges Espínola, hijo del senador colorado Juan Darío Monges. Es funcionario de Itaipú, con un salario de G. 14.038.300. Además cobra otros G. 2.689.090 en concepto de “auxilio de alimentación”, y G. 280.766 bajo el término de “anuenio”.

Otro senador de la ANR con un hijo en la entidad es Juan Carlos Galaverna. Su retoño, Juan José Galaverna Ortega, tiene un salario de G. 22.625.000, un “auxilio de alimentación” de G. 2.689.090, y también cobra bajo el concepto de “anuenio” G. 452.500.

3 Binacionales se convirtieron en guarderías para hijos consentidos.png

En la lista de políticos con hijos en las binacionales también tenemos a la diputada colorada Cristina Villalba. Su hija Silvia Abente Villalba está en Itaipú, con un salario de G. 20.973.200, al que se deben sumar G. 2.689.090 de “auxilio de alimentación”, y G. 419.464 de “anuenio”.

La hija del diputado Justo Zacarías Irún y sobrina del senador Javier Zacarías Irún, Natasha Zacarías McLeod, engrosa el listado.

Natasha está en Itaipú, de donde saca mensualmente la suma de G. 33.100.230. Su salario es de G. 20.973.200, al que se adicionan G. 6.291.960 por “insalubridad”, G. 2.726.516 en concepto de “adicional regional”, G. 2.689.090 de “auxilio de alimentación”, y “anuenio” G. 419.464.

Rocío Belén González Benítez es hija del diputado Roberto González Segovia. Figura en el plantel de funcionarios de la EBY, con un salario de más de G. 13 millones, y bonificaciones que superan los G. 11 millones. El hermano de ésta, Roberto Ariel González Benítez, está en la Cajubi, con un salario que ronda los G. 20 millones.

4 Binacionales se convirtieron en guarderías para hijos consentidos.png

El senador del Frente Guasu, Miguel Kencho Rodríguez, también tiene a una hija en Yacyretá. Anahí Rodríguez Cabral tiene un salario de G. 17.223.150, y recientemente se alzó con bonificaciones de G. 26.879.987.

Dejaron el poder, pero...

El mal recordado ex senador Óscar González Daher también tiene a una hija con salario en Itaipú. María Emilia González Chaves saca mensualmente la suma de G. 34.590.964. Su salario es de G. 27.984.100, cobra en concepto de “auxilio de alimentación” G. 2.689.090, y por “anuenio” G. 3.917.774.

Shirley Sánchez Benegas es hija del ex diputado Raúl Sánchez. Su salario en Itaipú es de G. 24.003.400, y percibe adicionales que suman G. 6.529.634.

Hernán Cáceres Vera es hijo del ex parlasuriano Herminio Cáceres. Está en la binacional administrada por Duarte Frutos, con un salario de G. 15.596.700, y también percibe bonificaciones de G. 15.314.437. En total, su ingreso mensual trepa a G. 30.911.137.

Una astronómica suma de G. 426 millones es lo que cuestan al mes los 14 hijos del poder.

5 Binacionales se convirtieron en guarderías para hijos consentidos.png

En nuestra edición de ayer mostramos tres ejemplos claros de políticos, que con su parentela cuestan una ponchada de plata al bolsillo ciudadano, mensualmente. Expusimos los familiares que tienen en la función pública los hermanos Javier y Justo Zacarías Irún, Enrique y Antonio Buzarquis Cáceres, y el diputado Roberto González Segovia.

Solo tres clanes familiares se llevan G. 594 millones al mes, y más de G. 7.000 millones por año. Esto, teniendo en cuenta salarios y remuneraciones extras de los familiares que pudimos confirmar, existiendo la posibilidad de que sean muchos más.

Los hermanos Javier y Justo Zacarías Irún, por ejemplo, tienen en la función pública a una gran cantidad de familiares. De vasta trayectoria política, los hermanos de Alto Paraná, y sus familiares, representan una erogación mensual del erario de casi G. 220 millones. Margarita Zacarías de Mieres, hermana de los políticos. Es funcionaria de la Corte Suprema de Justicia, donde tiene un salario de más de G. 3.000.000.

Carlos Hernán Mieres Zacarías, es el sobrino de Javier y Justo, y figura en la nómina de Itaipú, con un salario de G. 15 millones. Primos de los Zacarías Irún también están en instituciones públicas. Francisco Zacarías Cubilla, es miembro del Tribunal Electoral de Alto Paraná, con una remuneración de G. 20 millones. En la Universidad Nacional del Este percibe G. 8.000.000. Licia Aguirre, esposa de este, está en Itaipú, donde tiene una remuneración que supera los G. 40 millones. Víctor Zacarías Cubilla está en la Justicia Electoral, con un salario de G. 3.000.000. Otros, con una larga lista de familiares en la función pública, son los hermanos Enrique Salyn y Enrique Antonio Buzarquis Cáceres. Mantener a los hermanos, oriundos del distrito de Coronel Oviedo, y a sus familiares, cuesta mensualmente más de G. 200 millones. Por citar algunos, sus hermanos Víctor y Jamyl Buzarquis Cáceres están en la nómina de Diputados. El primero tiene un salario de G. 10.300.000, y está comisionado a la Gobernación de Caaguazú. A su vez, Jamyl cobra G. 6.800.000, y está comisionado a la Municipalidad de R.I. 3 Corrales, Departamento de Caaguazú.

Ley sobre nepotismo es letra muerta

En nuestro país está vigente la Ley N° 5295/14 que prohíbe el nepotismo en la función pública; sin embargo, este vicio continúa, gracias a que los organismos de control hacen la vista gorda. El art. 3° de la ley habla de las sanciones, y textualmente expresa que: “El que realizare un nombramiento o una contratación de servicios, en contravención a lo dispuesto en la presente ley, será sancionado con una medida de inhabilitación en el ejercicio de la función pública de hasta cinco años y la nulidad del acto jurídico”.

ÚH intentó obtener un posicionamiento sobre este tema por parte de la Secretaría de la Función Pública, pero la institución guarda silencio.

Dejá tu comentario