Economía

BCP y Seprelad se pasan la pelota en el control de remesas de billetes

No está claro quién se encarga de revisar las actividades de exportación física de divisas, pues ambas instituciones responsabilizan a la otra en la detección de sospechas de lavado de dinero.

El manejo de altas sumas de dinero en efectivo, especialmente mediante negocios relacionados con el comercio fronterizo, es considerado una de las actividades más expuestas a la comisión de delitos de lavado de dinero. No obstante, surgen confusiones respecto a la institución del Gobierno que debe supervisar el envío físico de remesas de divisas al exterior para detectar eventuales operaciones sospechosas que surjan del accionar de entidades financieras.

Luego de que se publicara la supuesta vinculación del Banco Basa con la investigación del caso Lava Jato, en Brasil, por el envío de divisas por 6,7 billones de reales (unos USD 1,7 billones) al Banco Paulista, el Banco Central del Paraguay (BCP) se lavó las manos respecto a los procedimientos que deben efectuarse para la detección de operaciones sospechosas derivadas de este tipo de negocios.

El superintendente de Bancos, Hernán Colmán, sostuvo que “en caso de aparecer operaciones inusuales que, luego de un adecuado análisis, sean consideradas sospechosas, la entidad bancaria es la responsable de realizar el reporte a la Secretaría de Prevención de Lavado de Dinero o Bienes (Seprelad)”. El funcionario del BCP respondió así a la consulta de ÚH sobre si se detectó alguna operación sospechosa alrededor de la exportación de divisas por parte del banco Basa, del Grupo Cartes.

Agregó que “la responsabilidad de la Superintendencia de Bancos se circunscribe a la evaluación del grado de adecuación de los sistemas de prevención de lavado de activos y financiamiento del terrorismo implementados por las entidades bancarias, respecto a las normativas emitidas por la Seprelad”.

De esta manera, el BCP contradice la sugerencia que emitió la ministra de Seprelad, María Epifanía González, de que el ente regulador efectúe una revisión de las actividades de exportación de billetes realizadas por el Banco Basa, ya que es el responsable de la supervisión in situ.

Colmán explicó que las actividades comerciales fronterizas se caracterizan por el cobro de ventas en otras divisas diferentes al guaraní, sean estos reales brasileros, pesos argentinos, dólares americanos, euros, entre otros. “Considerando la carga logística para el almacenamiento del efectivo, el riesgo cambiario asociado con el posicionamiento en monedas extranjeras, y el sobrecosto del seguro bancario por mantenimiento de dinero en efectivo, los bancos locales proceden a negociar los reales efectivo con bancos brasileros, para remitirlos nuevamente al Brasil. Una vez que los bancos del Brasil reciben los reales, estos pagan por la divisa recibida acreditando las cuentas en dólares en el exterior de los bancos locales”, añadió.

Dejá tu comentario