6 de diciembre
Martes
Mayormente nublado con tormentas
22°
32°
Miércoles
Mayormente nublado con tormentas
23°
32°
Jueves
Lluvioso
21°
28°
Viernes
Lluvioso
20°
26°
Avatar
Avatar
Bienvenido,
Cerrar Cerrar
Cerrar
Login/Registración
Búsqueda
Cerrar
Mundo
martes 20 de septiembre de 2016, 05:06

Takata se hunde en Bolsa un 11,6 % ante una posible venta y bancarrota

Tokio, 20 sep (EFE).- Las acciones del fabricante de airbags Takata, afectado por las llamadas masivas a revisión de sus productos, se hundieron hoy en la Bolsa de Tokio un 11,6 % al cierre, a raíz de informaciones que apuntan a que prepara su venta y a que sus potenciales compradores meditan declararlo en bancarrota.

Los títulos de la empresa nipona acabaron hoy la jornada bursátil en 374 yenes, lo que supone el 11,6 % menos comparado con el cierre del pasado viernes (la Bolsa de Tokio no operó el lunes por ser festivo en Japón).

La caída viene motivada por una serie de informaciones publicadas a lo largo del fin de semana por la agencia Bloomberg que aseguran que la empresa está recibiendo ofertas de adquisición de varios grupos, y que para octubre habrá delimitado las opciones a "dos o tres" potenciales compradores.

También se afirma que los nuevos dueños de Takata optarían por declararla en bancarrota para aligerar de alguna manera las pesadas cargas que soporta la compañía, envuelta desde 2014 en un interminable caso de llamadas masivas a revisión de vehículos debido a los graves defectos en sus airbags.

Entre los potenciales compradores se menciona a Daicel, otro fabricante japonés de airbags.

Takata encara gastos multimillonarios debido a estas circunstancia (unos 70 millones de sus productos están llamados a ser sustituidos solo en Estados Unidos de aquí a 2019) y ante la posibilidad de que los fabricantes de vehículos afectados por las mismas decidan no condonar parte de los costes derivados.

La avería se ha localizado en los infladores de los airbags (el encapsulado metálico en el que se aloja la bolsa de aire), que se pueden abrir con demasiada fuerza y proyectar fragmentos a los ocupantes.

Este fallo está ligado a una quincena de muertes de pasajeros en todo el mundo.