18 de agosto
Viernes
Parcialmente nublado
20°
29°
Sábado
Poco nublado con tormentas
15°
28°
Domingo
Parcialmente nublado
22°
Lunes
Despejado
10°
22°
Avatar
Avatar
Bienvenido,
Cerrar Cerrar
Cerrar
Login/Registración
Búsqueda
Cerrar
Nacional
lunes 31 de julio de 2017, 10:10

Caso beba abandonada: "Una bendición fue que la deje en mis brazos"

Edina Martínez Pavón, la mujer cuyos brazos recibieron a una beba recién nacida abandonada por su madre, celebró que la desconocida le haya entregado a la niña en vez de dejarla en la calle o en la basura. Está esperanzada en que los parientes se enteren de lo sucedido y acudan junto a la menor.

"Una bendición fue que la deje en mis brazos. Es una hermosa criatura", relató Martínez.

Sospecha que la idea inicial de la mamá era dejar a su hija en un basurero que estaba cerca de los vendedores, pero que, por la cantidad de personas que pasaban por el lugar, prefirió no hacerlo.

Está esperanzada en que los parientes logren dar con la niña, gracias a que la noticia está siendo difundida en los medios de prensa, y puedan hacerse cargo de ella.

Edina vendía regalos por el Día de la Amistad ayer domingo al mediodía, frente a un shopping ubicado sobre Eusebio Ayala, cuando una desconocida, bajo engaños, le dejó a su beba y se dio a la fuga. "Fue en un abrir y cerrar de ojos", relató a la 970 AM.

Sobre el momento en que la madre con la niña se le acercó, comentó que fue cuando ella estaba colocando su mesa en el puesto de ventas. "Sentí que alguien estaba muy cerca de mi mesa, moviéndose, balanceándose. Me llamó la atención, le miré y le pregunté si era un bebé lo que tenía en sus brazos y le dije que le desabrigue más porque la criatura estaba completamente tapada".

Así fue como la mujer aprovechó el acercamiento y le pidió que le sostenga a la beba un momento mientras ella sacaba dinero para pagar su pasaje. Dijo que tenía que ir a su trabajo.

"Entonces me di la vuelta para protegerla del sol, le saqué la manta de la cara. Cuando me di la vuelta ya vi que la mujer se subió a un colectivo y se fue", refirió.

En ese momento, comenzaron a acercarse los curiosos, quienes dieron aviso a la Policía. En un vehículo particular trasladaron a la niña al Centro de Salud Nº 5, Hospital San Pablo. La doctora dijo que estaba bien y le confirmó que era una niña.

Aseguró que era una recién nacida, porque la madre tenía aspecto de haber pasado por el parto recientemente.

Minutos antes de que lleguen los uniformados, la pequeña comenzó a inquietarse, se chupaba la manito y buscaba el pecho de Edina, quien la sostenía en brazos.

"Dentro de un rato voy a ir llevarle ropita y a ver cómo está porque al fin y al cabo quedó en mis brazos y como soy madre siento la responsabilidad de estar al pendiente de ella", señaló la vendedora.