21 de agosto
Lunes
Despejado
22°
Martes
Despejado
19°
26°
Miércoles
Despejado
23°
33°
Jueves
Parcialmente nublado
23°
35°
Avatar
Avatar
Bienvenido,
Cerrar Cerrar
Cerrar
Login/Registración
Búsqueda
Cerrar
viernes 4 de agosto de 2017, 11:24

Cartismo insistirá con refinanciación de deudas

El senador Juan Darío Monjes adelantó que el oficialismo insistirá en la refinanciación de las deudas de los campesinos. Señaló que la idea es que el labriego siga produciendo y pueda honrar sus deudas con el sector privado.

"Tenemos el proyecto elaborado, es cuestión que exista la voluntad, está en comisiones, lo tiene el presidente del Senado. Lamentablemente no hubo respaldo. Es cuestión de reencausar una acción legislativa que conlleve a la solución real a este problema", dijo Monges a Noticias Py.

Para el parlamentario colorado, la Ley 5727 debe ser modificada para ampliar la lista de beneficiarios y pueda ser aplicable desde el Crédito Agrícola y el Ministerio de Agricultura.

"Se debe tener una política de acompañamiento permanente. La lista se puede ampliar a más campesinos. Quienes dicen tener sus deudas se pueden inscribir en este proyecto. Ya que no hay una legislación que permita un abordaje integral, propusimos modificar la ley", aseveró.

Según lo que propone el oficialismos colorado, con esta refinanciación (no aprobada en el Congreso) a los campesinos "se les va a dar un crédito para que siga produciendo y pueda pagar sus deudas. El campesino no va a quedar sin poder producir".

"El sector privado colocó créditos a intereses altos y quiere que el Estado le condone las deudas, después de haber explotado al campesino", denunció.

Acerca del veto del Ejecutivo

El presidente de la República, Horacio Cartes, vetó este viernes la ley que subsidia la deuda a los campesinos porque "condenaría el futuro económico" del Paraguay.

A pesar de la presión de los campesinos y de la promesa de respetar la decisión del Congreso, el presidente de la República, Horacio Cartes, cambió de opinión y decidió vetar el proyecto de ley de subsidio que fue recientemente sancionado por el Poder Legislativo.

El proyecto vetado por Cartes establece un subsidio de 25 salarios mínimos (G. 51 millones) por cada labriego con no más de 30 hectáreas para el pago de sus deudas. Estos compromisos deberán estar ligados a la agricultura familiar.

APARECEN EN ESTA NOTA