Deportes

Zárate encendió aún más la polémica

 

Mauro Zárate fue el jugador tabú de la serie entre Boca Juniors vs. Vélez Sarsfield, donde el xeneize se aseguró el paso a la semifinal de la Copa de la Liga Argentina por penales, uno de ellos convertido por Zárate.

El delantero, nacido en Vélez, decidió marcharse y jugar por Boca a principio de año, lo que le valió ser tratado como traidor por parte de toda la afición velezana, entre ellos el mismo José Luis Chilavert, ex portero y referente del Fortín.

Tras la definición, Zárate se fue de boca y dijo que entre los dos equipos “pasó el más grande”, despreciando a su ex club.

Justificó que en su momento se jugó por Vélez: "Después de jugar siempre gratis, de volver para pelear el descenso cuando nadie quería volver y yo llamaba a todos uno por uno para regresar. Aparte de dejar 28 millones de dólares con mis ventas".

Raúl Gámez, ex presidente de Vélez, le pegó duro a Zárate. “Podría haber actuado de otra manera, son chicos todavía. No tiene retorno después. Es un boludito cuando hace esas cosas”, sentenció.

El Chila también tiró sus dardos contra Zárate: “Vélez es grande sin ayuda de los árbitros, te hubieras golpeado el pecho en la final en Madrid (haciendo alusión a la final perdida de Boca), desagradecido y fracasado”.

Dejá tu comentario