Sucesos

Víctima de la inseguridad: Fallece Liz Vera, tras estar días internada

 

Liz Vera se dedicaba a la costurería para solventar los gastos de su tesis, porque este año se iba a recibir de ingeniera en informática, según contó una conocida suya, Adriana Arzamendia. Lamentablemente, su vida fue cortada antes de poder vivir su sueño, a causa de la inseguridad reinante en las calles.

Liz estuvo casi una semana internada en la Unidad de Terapia Intensiva del Hospital de Trauma, siendo estos siete días los más angustiantes para la familia, que en horas de la tarde de ayer recibió la triste noticia de su fallecimiento. Ella se cayó de un bus de la empresa Paraguarí, el lunes 6 de setiembre pasado, cuando intentó perseguir al asaltante que le robó su celular.

El caso tomó revuelo y la gente mostró su solidaridad. Justamente, ayer se había realizado una pollada benéfica para ayudar con los gastos médicos que requería la joven. Sin embargo, su deceso se confirmó ya a las 14:00.

Liz vivía en Itá e iba a visitar a su mamá en Asunción, pero no llegó; en la ciudad de Fernando de la Mora, un supuesto vendedor ambulante le arrebata su celular y ella decide seguirle. Según videos de circuito cerrado, el hombre baja y corre. Ella va tras el hombre, con el fin de recuperar su teléfono celular. Sin embargo, se ve a la joven perder el equilibrio y caer.

Liz sufrió traumatismo de cráneo, siendo auxiliada por vecinos. Fue llevada hasta el Hospital de Trauma, donde permaneció en terapia intensiva y fue sometida a una compleja cirugía. Sin embargo, no tenía un panorama alentador.

Ahora, pese al dolor del suceso, Liz será recordada como una joven trabajadora y buena.

“Lo que pudimos conocerle a Liz es que es una buena chica, estudiando para terminar este año su carrera en ingeniería en informática”, dijo Adriana a los medios, horas antes de la trágica noticia. La describió como una joven trabajadora. “Siempre estuvo viviendo en Itá y ese día vino para visitarle a su mamá y le pasó eso”, dijo.

INVESTIGACIÓN. El fiscal Itálico Rienzi ya procesó al chofer del bus de la empresa Paraguarí, por omisión de dar aviso de un hecho punible y omisión de auxilio y se solicitó su arresto domiciliario.

También el asaltante –Pablo Daniel Corvalán– fue identificado e imputado por robo agravado.

INSEGURIDAD. Cada día, denuncias ciudadanas por asaltos inundan las redes sociales y los medios de comunicación. Esta es una historia de una nueva víctima del flagelo de la inseguridad.

“Lastimosamente, le pasó esto a nuestra hija, me duele en el alma y lastimosamente vivimos así en nuestro país, todo el día la inseguridad avanza”, lamentó días atrás la mamá de Liz, Nancy Benegas.

También el director del Hospital de Trauma, el Dr. Agustín Saldívar, criticó el suceso. “Liz Vera, 23 años, víctima de una sociedad que tiene asimetrías. Ella dentro de la humildad y pobreza luchó por un título profesional, otros te arrebatan la vida misma. Perdón Liz Vera... basta ya de violencia!”, expresó en su cuenta de Twitter.

Cada vez más reinante es la falta de seguridad, según denuncian ciudadanos. Además de eso, en este caso, algo grave fue que, según videos, el chofer procesado no detuvo la marcha pese a las señas y pedidos de los pasajeros de que lo haga para ayudarle a la joven, según el fiscal Rienzi.


“Perdón Liz Vera... basta ya de violencia!”, tuiteó el director del Hospital de Trauma, ayer de tarde. La joven cayó de un colectivo persiguiendo a un vendedor que le había robado el celular.

Dejá tu comentario