Sociales

Solidaridad en redes hace realidad una postergada boda

María Graciela Vázquez y Víctor Morínigo darán el sí, quiero gracias a la solidaridad de los usuarios de la página de Facebook Cambachivache.

“El sábado 1 de agosto nos casamos con mucho carrulim. Vamos a desafiar el miedo a agosto y al dicho de las abuelas ‘agosto vaka piru rerahaha’”, comenta María Graciela Vázquez. La mujer confiesa que un día después de la gran muestra de solidaridad de usuarios de la página Cambachivache, está asimilando la idea de que después de dos intentos para llegar al altar dará el sí, quiero gracias a la unión de las personas en este tiempo de pandemia. La pareja y sus colaboradores planean una boda en modo Covid, donde los invitados puedan seguirlos desde el auto, y buscan transmitir el enlace, detalles que están definiendo.

Eran las 8:29 y María Graciela Vázquez decidió ofrecer sus alianzas con la idea de cambiar los anillos de compromiso por electrodomésticos para la casa, hacer “camba” como se dice en la página de trueque de Facebook Cambachivache. En el lugar compartió su historia, las circunstancias económicas no le permitían casarse, aunque amor no faltaba. Tras unas horas sin revisar su publicación, grande fue su sorpresa cuando vio que el pedido dio un giro inesperado y los usuarios de la página estaban ofreciendo sus servicios para la organización del casamiento. “Me organizaron la boda en 12 horas”, refiere María, quien además respondió a más de 1.000 comentarios. Al ver la reacción decidieron casarse sin esperar más. “Nunca vi algo así. Lo que más valoro es que las personas que me están ofreciendo sus trabajos son las que no pueden volver a sus trabajos por la pandemia, organizadores de eventos, músicos, fotógrafos”, agrega

María Graciela Vázquez y Víctor Morínigo llevan cinco años de noviazgo y dos años de convivencia. La primera vez que decidieron dar el los números no les cerraron, entonces el año pasado lo volvieron a intentar, compraron las alianzas y se pusieron en campaña para el gran día. Hasta que María debió someterse a una cirugía de emergencia que cambió sus prioridades, y a este escenario se le sumó la pandemia, y no les quedó más que cancelar por segunda vez la boda. Los novios comparten la crianza de dos niños, de 11 y 6 años, hijos biológicos de María, quienes tienen como padre del corazón a Víctor. La familia reside en Lambaré.

SERVICIOS. En distintos grupos de WhatsApp están organizados los servicios para la boda. Ya tienen catering, música, fotógrafo, decorador, salones alojamiento para la noche de bodas y ropa. ”Me van a hacer el vestido, tengo que ir a sacarme las medidas”, comenta. Además le llegan regalos. “Esta tarde nos envían un horno”, dice y agrega que le pidieron una cuenta para giros, pero que ella prefiere artículos que signifiquen algo para las personas y no efectivo. “El dinero se va. Si envían algo, como un vaso, voy a ver ahí y recordar lo que significó”. Y enfatiza que están felices y agradecidos con lo que está pasando.



Tendencia del cambio
La página de Facebook Cambachivache fue fundada en el 2016 por Jorge Iriberri y su esposa Carla Barbieri, a quienes se sumó Gonzalo Murcia. Se trata de un espacio exclusivo de trueque que creció con la cuarentena por el Covid-19, actualmente cuenta con 94.703 miembros. Las reglas son claras, principalmente no se acepta efectivo, ni intercambio de armas o sus partes, ni animales salvajes.
La boda organizada por los usuarios de la página no se trata del primer acto solidario, según refiere Gonzalo Murcia, quien destaca que hubo varios episodios benéficos exitosos impulsados gracias a los usuarios cambachivacheros.

Dejá tu comentario